HISTORIA DE VERGARA, PROVINCIA DE Guipuzcoa, CENSO FIESTAS Y DATOS RÚSTICOS

Historia de todos los pueblos de España. Censo, fiestas y datos de 1845. Censo rústico y fiscal. Diccionario Madoz. Diccionario estadístico e histórico de los pueblos de España. Censo económico. Padrón. Fincas. Partidas de nacimiento. Parroquias


HISTORIA DE TODOS LOS PUEBLOS DE ESPAÑA
BUSCAR PUEBLO POR NOMBRE

CENSO, FIESTAS, IMPUESTOS, ALDEAS, PEDANÍAS, AYUNTAMIENTOS, MANCOMUNIDADES, OBISPADOS.

PUEBLOS DE Guipuzcoa

Historia de Guipuzcoa


 


>



PUEBLOS DE Guipuzcoa

Historia de Guipuzcoa

Localización de VERGARA , Guipuzcoa


MAPA DE VERGARA , Guipuzcoa
COORDENADAS GPS:
43.118217 , -2.413358

VERGARA  (HISTORIA) .
ELORREGI  - Guipuzcoa.


Datos de la localidad:

    vecindad con a y u n t . , cabecera del p a r t . judicial de su nombre en la provincia de Guipúzcoa (á Tolosa 8 leguas) , aud terr. de Burgos (28), ciudad g. de las Provincias Vascongadas y N a varra íá Vitoria 7 , á Pamplona 49), diócesis de Calahorra (28) SIT. á los 43° 6' 39" de l a t . y á 4/8 de hora del camino de Francia, á lader. del r . Deva, entre altos montes, con u n a corta llanura hacia el N. y otra hacia el S . ; disfruta de CLIMA templado y saludable, aunque no dejan de padecerse catarros y reumas, á consecuencia de las muchas lluvias y nieblas, que sin interrupción so suceden durante el invierno los vientos de S. son constantes en primavera y fin de otoño. Cuenta la v. unas 300 CASAS en el casco de la población y barrios de San Antonio y Zubieta, y sobre 300 cas. esparcidos en su término El c a s . de la v . muestra que ha sido habitada en todo tiempo por veciudad pudientes , que no descuidaron su fáb. y haría mas efecto, si las calles fuesen mejor cortadas. Garibay dice, hablando de Vergara, que es pueblo de b u e nos edificios y aparejos para ello. E n t r e las casas ant. vense algunas magníficas en su línea, y las modernas se labran según el uso de nuestros d i a s , con solidez y gusto el a s pecto esterior de aquellas es bastante irregular, si bien en su interior no dejan de ofrecer comodidades. Con el nuevo reglamento de policía urbana se irán corrigiendo sus defect o s , evitándose ademas para lo sucesivo, toda vez que en el mismo se previenen las disposiciones oportunas para la construcción de nuevos edificios. El estado de las calles e ra también malísimo; lo cual se está remediando ahora con el nuevo empedrado, que las deja muy buenas. Hay 2 plazas; una cuadrada que llaman de abajo, y otra de forma irregular denominada de a r r i b a en esta se hallan la carnicería, pescadería y una fuente recientemente construidas y un hospital ; en la primera están haciendo frente el seminario y la casa de a y u n t . , que es muy bonita y con cárcel capaz para los presos de la v., aunque insuficiente para los del juzgado en estas plazas se celebran las ferias, mercados, novilladas y algunas diversiones ó funciones públicas. La v. es muy rica en aguas potables; pero generalmente se sirven los veciudad de las fuentes de la plaza de arriba, de Zabalotegui, Azcona, Zubieta y Seminario, ninguna de las cuales llama la a t e n ción por su mérito a r t í s t i c o las aguas coatienen carbonato! de c a l , y no faltan en la jurisdicciónalgunos manantiales d e \ agua ferruginosa, que se destinan al uso común ó se toman medicinalmente, y cuyo número pasa de 47. IGLESIAS PARROQUIALES. La parr. de San Pedro, de la que es patrono la v . , se halla situado en el centro de la pohl. y es una sólida y muy espaciosa iglesia, que á la verdad haría, mejor efecto, si no la desfigurase el c o r o , colocado sóbrela puerta principal, impidiendo que aparezcan aisladas las dos grandes columnas que sostienen las bóvedas en esta parte del edificio; pues en el centro sientan sobre unos a l tos pilares á la manera gótica. Nada hay que decir de los retablos, labrados todos con muy mal gusto. En cambio es bellísima la escultura que existe en una capilla debajo del coro, y representa á Ntro. Señor Jesucristo en la agonía. Esta preciosa obra del tamaño natural ha sido atribuida á Torriquiano, pero os de Juan Martínez Montañés; siendo estraño que no haga mención de ella el Sr. Gean Bermudez en su diccionario, al hablar de las otras estatuas ejecutadas por el mismo autor. Los inteligentes y aficionados, al paso que admiran la espresion, las formas y todas las demás circunstancias que realzan el singular mérito de esta imagen, sienten que se halle en una capilla estrecha, oscura y en la que nada se puede ver sin luz artificial. Gran gusto daria el cabildo á los amantes de las nobles artes, si mandase poner tan hermosa efigie en otro parage de la i g l . , donde se pudiese observar con mas comodidad, donde fuese de p r o vecho á la juventud estudiosa, y donde conmoviese el c o razón del cristiano al recordarle escena tan t i e r n a , la mas sublime sin duda que vieron la t i e r r a y el cielo y todos sus moradores. Tiene esta iglesia 3 p u e r t a s , y delante de la que corresponde al lado de la Epístola, se construyó en el siglo pasado y de piedras sillares una a l t a , costosa y pesada t o r r e . O t r a p a r r . hay en Vergara, y es la de Santa Marina de Oxirondo, edificada sobre la orilla izquierda del Deva con d i seños de Andrés de Leturiondo, quieu dio principio á su construcción en 1542, empezando por la capilla mayor. Continuó la obra bastantes años, bajo la dirección de Pedro de Estiburu, á quien sucedió Pascual de Iturriza, y por ú l timo la concluyo Juan de Amasajabel en el año de 1584; h a biendo delineado las naves en 1555 Pedro de Soraiz. Hizo el coro el arquitecto D. Alejo de Miranda, quien le comenzó por lósanos de 1787 suspendiéronse los trabajos durante la guerra de la república, y terminada e s t a , se finalizó dicha obra; p a r a l o cual fue preciso tomar á censo 150,000 reales por haberse agotado en ella los caudales que t e n ia la parr. Esta ocupa el mismo sitio que el ant. templo, dedicado como el actual á Santa Marina mártir. Acaeció el triunfo de esta santa en Galicia en el ano 265 de la era española ( 2 27 de Jesucristo, VI del imperio de Alejandro Severo). Consta la iglesia que describimos de 3 claras y espaciosas naves, c u yas bóvedas en aristas sientan sobre 4 gallardas columnas dóricas, que agradan á los inteligentes. No asi los retablos, y en particular el mayor; pues este inmenso y disparatado altar no cede á los mas notables de su clase. Hay en él v a rias estatuas bien ejecutadas por D. Luis Salvador y C a r - mona. En la escalera del coro subsiste un cuadro que r e presenta la imagen del Sto. Cristo de Burgos, pintado por Mateo Cerezo. La obra nueva del coro , aunque es diferente su arquitectura de la del templo, hace buen efecto, por que en ella se notan solidez y buen gusto. Los t r e s claros del primer cuerpo forman arcos rectos y de medio punto los del segundo, en el que hay uno mayor en el medio, y dos un poco menores á los lados. La portada que mira al P o niente es muy sencilla. La parr. de San Pedro es matriz de la de San Andrés de Elosua, situado en el monte del mismo nombre. Fue c o n s truida con las piedras del a n t . cast. de Elosua del que aun hay restos cerca de la indicada iglesia de San Andrés. Dicho cast. fue uno de los que se entregaron en 1200 al rey de Castilla Alfonso VIIL. A la parr. de Santa Marina corresponden dos anejos; el de los Mártires, que se halla en el camino de Placencia , y el de Santiago, situado en el valle de Basalgo cerca de la a n t . casa solar y armera de Eguren. CONVENTOS. Uno solamente existe en la v . , y es digno de ser visitado llámase déla Enseñanza, porque el instituto de las religiosas de la Compañía de Maria Santísima, que lo habitan, tiene por objeto la educación del bello sexo. Data su fundación desde el año 4 7 9 9 , en que llegó á esta v. la M. Maria Concepción de Tejada con 3 monjas profesas , y se establecieron en el beaterío déla Soledad, de donde p a saron á la casa de Rocaverde, en la que permanecieron hasta que se edificó parte del conv., al que se trasladaron. Hízose este con diseños del arquitecto D. Juan Antonio Cuervo, y bajo la dirección de Fr. Domingo de Santa Maria Magdalena, lego dominico. La portada oonsiste en un arco rústico, en cuyo centro está la p u e r t a , y sobre esta y bajo el medio punto de aquel hay una inscripción en castellano que espresa haberse construido esta casa para educación de las doncellas en 4 7 9 9 . La iglesia es pequeña y muy sencilla. Decóranla 3 retablos de razonable arquitectura. A los lados de la portada hay 2 puertas que dan ingreso á la portería del conv. la u n a , y la otra a la habitación del capellán. Ademas de las colegialas i n t e r n a s , las cuales pagan un moderado estipendio, son educadas gratuitamente y con laudable esmero un sin número de n i ñ a s , á las que estas religiosas en número de 4 5 , enseñan toda clase de labores, asi como á leer y escribir. En vista de lo dicho se concibo fácilmente, que la falta de este conv. seria una calamidad, no solo para Vergara, sino también para otros pueblos, de los que van muchas jóvenes á recibir en él su educación. CASA DE AYUNTAMIENTO. Si grande es la magnificencia de las iglesia en la provincia de Guipúzcoa , no son menos suntuosos otros edificios, distinguiéndose especialmente las casas de ayuntamiento, construidas en las v. donde se celebran j u n t a s g e nerales, entre las que está comprendida Vergara. Las casas consistoriales de esta v . , aunque nada ofrecen de particular en su arquitectura , no carecen de cierta grandeza y regularidad; siendo notable el magnífico salón de las j u n t a s , al que da subida una buena escalera de piedra ; de cuya m a t e ria es la fachada que tiene 4 2 a r c o s , y a l a que ciertamente desfiguran los desproporcionados escudos de armas, puestos entre los 6 balcones del referido salón. SEMINARIO. Nada ha dado á esta v. t a n to lustre , como el haber sido fundada en ella á últimos del siglo pasado la t an célebre Sociedad Vascongada. Natural era que Vergara esperimentase antes que otro pueblo los buenos efectos de tan útil institución; y así fue escogida para erigir en su r e cinto el seminario, que con los títulos de real y patriótico, y bajo la protección del inmortal Carlos I I I , creó la referida Sociedad. Bien conocidos son los desvelos y sacrificios del sabio y virtuoso D. Francisco Javier de Munive ¿ Idiaquez, conde de Peñaflorida ; los del ilustre marqués de Narros y los de cada uno de los dignos vascongados, que deseosos de fomentar la pública prosperidad se asociaron; y contando con el apoyo del esclarecido monarca que ocupaba el trono e s p a ñ o l , v i e r o n cumplidos sus generosos deseos. La historia consagrará una de sus moa b e i i « * p á g i n a s , para trasmitir á las venideras generaciones los importantes servicios p r e s tados á la nación por la Sociedad Vascongada, cuyo r e s t a blecimiento no hay persona afecta alas Provincias , que no lo desee nosotros ceñidos álos estrechos límites de un a r tículo, solamente diremos, que todos sus trabajos se dirigían á mejorar la enseñanza y á proteger la agricultura, las c i e n cias y las a r t e s . Tuvo lugar la solemne apertura del seminario el dia 4 de noviembre de 4 7 7 6 , habiéndose tomado a n t e s noticias de los principales colegios de Europa; con los que llegó á competir, así por sus buenos estatutos, como por la brillante educación que en él se daba. La Sociedad tenia en el mismo á uno de sus 24 individuos como gefe del establecimiento, cuya dirección estaba por turno cada 4 m e s e s , al cargo de una de las tres Provincias Vascongadas. Ocupaban las cátedras profesores eminentes, y en el c r e c i do número de alumnos se encontraban c u c h o s jóvenes americanos, y también franceses é ingleses. En este seminario se practicó el primer análisis de la platina; y enjfrr mismo escribió sus fábulas D. Félix Maria de Samaniego, uicn varias veces desempeñó el honroso empleo de presie n t e , como miembro déla Sociedad. A instancias de su tio el conde de Peñaí*>sida , dio á luz Samaniego las bellas producciones de su ingelSéi^^medicándolas á los seminaristas de Vergara. Escede á todo encarecimiento el buen estado á que llegó el seminario , provistas de preciosos instrumentos sus cátedras de astronomía, física , química y metalurgia, enriquecido con un gabinete de h i s t o r i a n a t u r a l , y conservado en fin con un afán indecible. Empero la guerra que acaba con los mas útiles establecimientos, destruyó en e s t e , y en un i n s t a n t e , el fruto de cuantiosos dispendios y d e muchos años de continuas tareas. Convertido en hospital militar, hízose morada de d o l o r , de emporio de las ciencias que h a bía sido. En pocos meses habilitaron los veciudad de Vergara el vasto edificio del seminario, t a n luego como estubo libre de su último destino. Sin protección, sin auxilio de ninguna espe cié y venciendo insuperables obstáculos, lograron los v e r - eareses que el dia L.° a e octubre de 1840 se hiciese la apertura del nuevo colegio; habiendo pronunciado en ella un elocuente discurso P ."Felipe de Ciorraga, cura párroco de Santa Marina de la citada v. Y noes para callado el noble proceder de algunos individuos de los respetables cabildos, ni el de varios0 habitantes de la población, que gratuitamente se pusieron al frente de las cátedras, desempeñándolas con tanto acierto , como si fuesen las materias que esplicaban su primera profesión , y llevando el fin de que se restableciese el antiguo seminario, que t a n to honor diera á Vergara desde su creación. No concluiremos esta materia sin hacer mención de una bella estatua de San Ignacio, que se conserva en elseminarioy es una de las mejores obrasde escultura que posee Guipúzcoa. Se ignora su autor, aunque ba lugar á creer que sea la efigie del citado santo, que para la parr. de San Pedro do esta v. trabajó el insigne escultor Gregorio Hernández. " „ ' ... . INSTITUTO DE SEGUNDA ENSEÑANZA. En la actualidad se halia convertido el seminario en instituto provincial de p r i mera clase, y su presupuestóse cubre con los fondos que dan la provincia y la v . , con rentas propias y con las utilidades de Jas matrículas y de los alumnos internos que tiene; cuyas cantidades, después de satisfacer con esceso todos los g a s tos , dejan un sobrante todos los años para invertirlo en mejorar materiales del establecimiento el presupuesto de gastos en el pasado año de 1849, ha ascendido á 121,500 r s .; no puliendo fijarse con exactitud el presupuesto, que es s e parado, para el seminario de internos que varia mucho cada año. El número d¿ internos ha sido en el último curso de 80, y se espera que aumenten en adelante cada uno de ellos paga por toda asistencia 8 reales diarios. Ademas de las cátedras que el reglamento de los institutos superiores marca c o n o obligatorias, hay en este otras para losjóvenes que se dedican a¡ comercio o s e preparan para las carreras especiales. Por convenio con la v . , el seminario tiene para la instrucción primaria 2 maestros y uu ayudante las clases son públicas , v los sueldos de estos maestros se pagan del p r e supuesto del seminario. La dirección de estudios del instit u to está al cargo de un director nombrado por el Gobierno; y la parte económica y de vigilancia la ejerce una lunta compuesta de 5 miembros , 3 de ellos perpetuos y 2 individuos del ayuntamiento Así, p u e s , tenemos, que sobre las ruinas del real seminario de Vergara que continuó hasta el año 1845, se ha erigido el instituto provincial de segunda enseñanza , según declaración que en real orden hizo el Gobierno de S. M., pero dejando el colegio de internos subsistente y mandando que se rigiese por sus antiguas ordenanzas. ESCUELAS. Todos los niños del pueblo asisten por lo r e gular a l a s clases del seminario, de modo que la v. no tiene e s cuela primaria propia. Hay, sin e m b a r g o , un maestro, dedicado á la instrucción primaria de los niños y niñas; ademas de los que existen, aunque sin ser examinados ni con e s cuela pública, en el barrio de Santiago , á 1/2 hora larga de la p o b l . ; en los Mártires, á una leguas; en San Prudencio, á igual d i s t . , y en S a n Martin á 1/4 de hora. El santuario de la Soledad era en otro tiempo casa de educación para niñas, pero hoy está abandonado. ^ ¿ A S A DE MISERICORDIA Y HOSPITAL. Este fue fundado por la la v. en tiempos muy remotos, cuya fecha no consta, y la casa de Caridad en 1806, bajo el patronato del ayuntamiento En el primero se asistían y curaban los pobres de la v. que enfermaban, y en la segunda se recoda los sanos imposibilitados de trabajar. Ambo"á'^.u'-¿¿cimientos, por razones bien obvias de economía se reunieron en uuo en 1842, y su dirección y adm. está á cargo de una j u n t a llamada de Caridad. Su cap. consiste en dos casas, sitas la una en esta v. y la o t ra en Vidania, que producen la renta anual de 392 r s . ; en 20 censos sobre lincas particulares cuyos réditos anuales ascienden á 1,000 rs ; en 70,000 reales impuestos en los cinco gremios mayores, cuyos intereses no se cobran, y en títulos de la deuda sin interés importantes 137,196 r s . y 27 mreales Se mantienen en la casa de Caridad 45 pobres de ambos sexos, y en el hospital 11, costando los primeros 16,318 reales y los segundos 9,938; á los que agregados 1,825 por salario del administrador y 550 por el de una hospitalera, hacen un gasto total de 28,631 r s . ; resultando por consiguiente un déficit de 27,239, que se cubre con el producto de dos rifas que cada año cefebra el establecimiento, con real autorización, con las limosnas que se recogen del vecindario y con algunas mandas en metálico que suelen dejar á su muerte las personas piadosas. EL JUEGO DE PELOTA que en los pueblos de este país es tan necesario como la parr. y la casa del concejo, existe h e cho con piedras sillares y a toda costa sobre la márgenes del r. Es bastante espacioso", y ofrece todas las comodidades que los mejores de su clase. En los afueras de la v., entre esta y el parador de San Antonio, se halla situado la gran casa de Postas y parador de las d i ligencias del Norte, que se construyó el año 1848 bajo la dirección del distinguido arquitecto , nuestro apreciable amigo D. Mariano Lascuraiu; goza de hermosas vistas y tiene á su frente la gran fáb. de tejidos de algodón, y el paseo que con el tiempo llegará á ser muy bonito. El edificio forma un cuadro, con graude entrada en el centro de la fachada principal toda la planta baja está destinada á comedor, cocina y oficinas. Dentro del portal á der. é izquierda hay dos escalinatas de 5 gradas de piedra sillar cada una, para subir á las habitacionesque se hallanperfectamante amuebladas Tiene un gran patio, también cuadrado, con cocheras á los dos costados y de frente las caballerizas independientes del e d i ficio principal. Su dueño que lo es el maestro de postas, nuestro particular amigo D. Claudio Herranz , dispone de carruages de todas clases, que se alquilan para los puntos que quieren los viajeros. A la der. de la carretera viniendo de Madrid, se halla antes de llegar á la cadena de San Antonio, el célebre campo del Convenio, situado e n t r e la indicada carretera y la o r i lla izquierda del Dcva por una parte , y los puentes de Azcarrunz y Ozaetá por otra. Este sitio sera para siempre memorable, poique fue el punto en que se abrazaron los generales en gefe, el invicto duque de la Victoria y D. Rafael Maroto al frente de los ejércitos que habian defendido opuestos principios. El dia 31 de agosto de 1840 se solemnizó con la mayor ostentación el primer aniversario del célebre Convenio por las tres diputaciones de las tres Provincias, con singular ostentación, colocándose en el mismo dia la primera piedra de un obelisco proyectado, asi como un palacio para las diputaciones, por e r e n t e n d i d o arquitecto D. Mariano Lascuraiu. Asi el obelisco como el palacio, no han llegado á construirse.




    ANUNCIE SU EMPRESA O NEOGOCIO EN ESTA FICHA. COLABORE CON EL MADOZ

    Busque datos complementarios al catastro o al registro civil. MOLINOS, CASTILLOS, CASERÍOS, ALQUERÍAS, YACIMIENTOS ARQUEOLÓGICOS, CEMENTERIOS, MANANTIALES, ETC... El Diccionario Madoz resulta imprescindible para cualquier trabajo sobre historia de la fiscalidad, los impuestos o la contabilidad pública en España. Otra de sus utilidads principales es la búsqueda de las parroquias a que pertenece cada localoidad, pues en ellas se guardan los registros de bautismo, imprescindibles para la solicitud de la nacionalidad, ya que a menudo son los únicos docimentos que aún pueden encontrarse para acreditar los orígenes españoles de un ancestro.
    visitas


    >



    Publicidad

     
    ©2009 Cheapholidaysinspain.com. Abracadata y Cumbres Borrascosas * C/ Las Eras 8, 24369 Valbuena de la Encomienda, León
    Historia de todos los pueblos de España. Censo, padrón y datos de 1845. Censo rústico y fiscal.