HISTORIA DE BURGOS, PROVINCIA DE Burgos, CENSO FIESTAS Y DATOS RÚSTICOS

Historia de todos los pueblos de España. Censo, fiestas y datos de 1845. Censo rústico y fiscal. Diccionario Madoz. Diccionario estadístico e histórico de los pueblos de España. Censo económico. Padrón. Fincas. Partidas de nacimiento. Parroquias


HISTORIA DE TODOS LOS PUEBLOS DE ESPAÑA
BUSCAR PUEBLO POR NOMBRE

CENSO, FIESTAS, IMPUESTOS, ALDEAS, PEDANÍAS, AYUNTAMIENTOS, MANCOMUNIDADES, OBISPADOS.

PUEBLOS DE Burgos

Historia de Burgos


 


>



PUEBLOS DE Burgos

Historia de Burgos

Localización de BURGOS , Burgos


MAPA DE BURGOS , Burgos
COORDENADAS GPS:
42.340893 , -3.699762

BURGOS  (HISTORIA) .
BURGOS  - Burgos.


Datos de la localidad:

     ciudad con ayuntamiento, cap.  De la provincia, partido  Jud., aud.  . Terr., intendencia, ciudad g. y com.  G .  , d i ó c , adm.  Principal de correos y de loterías y del tribuna) de comercio de su nombre. SITUACIÓN Y CUMA.  Se halla situado  á los 42°, 20' 59" lat.  Y á los 0."  0' 10" long.  Occidental del meridiano de Madrid, en un valle que sirve de lecho al pequeño r. Arlanzon, el cual atraviesa por entre sus muros y barrio de Vega: ocupa el centro N. S. de su provincia  Entre Miranda de Ebro y Aranda de Duero equidistantes, que forman sus principales límites, y el déla carretera de Madrid á Francia por Irun.  El clima es húmedo y frió en demasía, combatiéndole con mucha frecuencia los vientos N. NO.  Y NE.  Tan fuertes é impetuosos, que en medio del estio hacen sentir los rigores tlel invierno: estos aun los mas benignos, casi duran 8 meses, habiéndose visto nevar con abundancia en el dia de San Juan, de junio: el verano es muy corto, y sucede en el rigor de la canícula tener muchas tardes que abrigarse como en el mes de enero, encender la chimenea y calentarse la cama, siendo por consiguiente considerables las nieves y hielos: es tan inconstante su temperatura, que en un solo diasuelen esperimentarse las mutaciones correspondientes á todas las épocas del año; pero esta inconstancia no produce aquellos perniciosos efectos que podían temerse y que suelen desarrollarse en otras parles: todas las enfermedades endémicas, se reducen á destilaciones, catarros, reumatismos y algunos males de pecho crónicos , siguiendo las mas comunes el curso regular: solamente las tercianas otoñales son terquísimas, porque los vientos del Norte las hacen repetirse con facilidad y hasta 1» primavera no se desarraigan á manera de cuartanas, si bien sucede esto cuando las mutaciones no son estremadas.  La poca sequia y escesivos calores que se esperimentan en el estio, suelen producir una epidemia de ca lenturas erisipelosas y muy malignas: principia con síntomas de una fiebre ardiente; al tercer dia aparece la erisipela en la cara , y al quinto hace retroceso á la garganta, sofocando al paciente en pocas horas; en otras personas causa metástasis al estómago, les vuelve cipíricos y quita la vida arrebatadamente sin^que aproveche diligencia alguna, aunque son los menos: en los mas sigue el rumbo de calentura ardiente ma ligna con delirio, y movimientos convulsivos; dura 17 ó 21 dias y termina por cursos viliosos, muriendo muy pocos de los de esta clase.  Los remedios que mejor efecto han causado son los diluentes y agrios vegetales y minerales en el principio; los alegifarmacos templados en el estado, y los laxantes en la declinación: sufren poca estraccion de sangre y repugnan todo purgante al empezar la enfermedad: los diluentes están principalmente indicados, siendo de admirar que no solo no tienen sed los pacientes, sino que aborrecen el agua y es preciso instigarles á bebería: esto sucede no solamente á los que tienen trastornado el juicio, si que también á los que le conservan cabal hasta el último aliento; de modo que la señal mas segura de no morir el enfermo, por malo que esté, es la de empezar á apetecer el agua.  Continúa hasta fines de otoño en cuya época se convierte en erisipelas regulares, que ceden fácilmente á los remedios comunes y que suelen desaparecer del todo entrado el invierno.  Estos acostumbraban á ser muy rígidos; habia algo de primavera y en el eslió se esperimenlaba basteante calor por el dia, si bien á Jas noches rara vez faltaba fresco; pero desde el terremoto general de España, no se observa aquella crueldad de frios en el invierno, aunque tampoco se conoce primavera y apenas hay tres dias seguidos de calor, haciendo veces de primavera el otoño, cuya mudanza no ha producido efectos notables.  Las dolencias que alcanzan á muchos , con especialidad las agudas, no pueden atribuirse á los alimentos, pues que eslos son buenos y aunque el pan común es de trigo alaga, muy húmedo y engrndoso, el hábito hace que no ocasione perjuicio á los que desde niños se alimentaron con él; las carnes de la mejor calidad y el vino poco espirituoso, sino á la alteración del aire, que es causa de la mucha salud que á veces se goza y otras sin mutación sensible, ocasiona gravísimas epidemias.  En algunos años se esperimentan poquísimos dolores de costado legítimos; la primavera ocasiona bastantes al parecer y se equivocan con los esenciales, pero en realidad son dolores laterales, síntomas de calenturas remitentes, semejantes á las pleuresías viliosas: en el estio y oloño hay algunas tercianas y calenturas ardientes, espúreas, llamadas reversivas porque terminan con sudor en el quinto dia, vuelven al 14, desaparecen al 17, suelen repetirse en el 2 1 , y concluyen también con sudor en el 24, siendo de suyo benignas y muy raro el que muere de ellas. Ademas suele aparecer otra especie de calentura acompañada de pecas, delirio y movimientos convulsivos; entra con síntomas de constipado: mas al quinto dia se desarrolla y cubre el cuerpo de pecas de varios colores, turba la cabeza, haciendo estremecer los tendones; su menor duración es de 14 dias y las que mas, llegan al 21: los remedios que se aplican son: en ¡os principios, dos ó tres evacuaciones moderadas de sangre, medicamentos antiflogísticos y agrios vegetales; en el estado los alegifarmacos templados con los mismos agrios ; y en la declinación el bezoárduo reformado completo de curvo, y otros que la medicina ha descubierto nuevamente.  Una de las enfermedades mas comunes en la ciudad que describimos, es la corrupción de los huesos, especialmente la que viene por indisposición de la médula , que se llama espina ventosa: es muy rebelde, pero las producidas de causa esterna suelen curarse perfectamente sin mas auxilio que el de la naturaleza: las producidas de causa interna con particularidad de la venérea, ceden con la aplicación de varios específicos y algunos otros remedios establecidos con buen éxito.  También aparecen con frecuencia la angina espúrea; ya linfática ya flemonosa, que las mas de las veces se supura; las fluxiones de muelas y dientes, las cuales suelen producir con facilidad corrupciones en la mandíbula inferior, tumores frios hechos por incisión que á largo tiempo se supuran , causando muchos de ellos corrupciones de huesos, aunque el facultativo se adelante á hacer las operaciones sin estar perfectamente preparados: y otros ocasionando vivos dolores, hasta hallarse completamente curados; y raras veces se suelen presentar algunos abeesos, carbunclos , aneurismas, fístulas salibales y peripneumonias. INTERIOR DE LA POBLACIÓN Y SUS AFUERAS.  Se estiende un Media leguas  De E. á O. desde el principio de la calle de las Calzadas y caseta del registro del camino de Francia, hasta el molino de los capellanes de Huelgas, mas abajo del barrio de San Pedro de la Fuente y en línea con el hospital del Rey, siendo su anchura como de i/í de leguas  á contar desde las cordillera Que se hallan al pie del cast.  Basta las casas de los alfareros del camino de Madrid y cambija de las casillas de Santa  Clara, que son los dos puntes meridionales mas separados del muro.  Dedúcese de aqui, que el arca tle Rurgos es un perímetro cuadrilátero prolongado é irrregular, cuyo lado mayor es de 1/2 leguas  Y de 1/4 el menor.  Consta de 1,406 CASAS construidas la mayor parte de piedra y ladrillo y de buena distribución interior, formando 3 plazas, 6 plazuelas y 64 calles divididas en 3 distritos á cargo de igual número de tenientes de alcalde, en la forma siguiente : PRIMER DISTRITO. CALLES. La Puebla , San Juan, Santander, Mercado, Travesía déla Cárcel, Carnicerías , Espolón, Vitoria, Plaza de la Libertad, Caba , Calzadas , Molinos y Morco, Plaza Mayor , Plaza de la Audiencia , Cantarranas, San Lorenzo, los Radillos, San Carlos, Trascorrales, Pescadería, Paloma, Plazuela de la Paloma , Cid , Ondulo, Sombrerería y Rarrio de Villimar. SEGUNDO DISTRITO. Casa Blanca tle San Francisco, sus casas y huerta, Convento de la Trinidad , Casas de este nombre y Traseras de San Gil, las Tahonas, Arrabal, AbelIanos , calle de la Flor, Huerto del Rey , San Gil , Fernán González , San Esteran y su Arco , Saldaña, Subilla á Saldaña , Andrajo, Hospital de los Ciegos, Pozo-Seco , Llana de afuera y tle adentro , Diego Porcelo, Catedral y Corralejo , Arco de Santa  Maria, Lencería, Plazuela de Santa  María, Nuño-Rasura, Cuadro, Azogue, Santa  Águeda, Tenebregosa, Arco de Parrantes, Merdancho y el Rarrio de Villatore. TERCER DISTRITO. CALLES. La Calera , San Pablo , San Lucas, Casillas de Santa  Clara, Santa  Clara, lleras de Santa  Clara, calle tle Madrid, Merced, Carmen y Casa Blanca del Camino de Valladolid, Vega, la Parra , Callejuela de la Merced, San Cosme, Concepción, Rioji meno, Santa  Dorotea, San Pedro, San Felices , Alfareros , Pisones , Escobilla , Monte de la Abadesa , Santa  Ana y San Zoles, Villargamar, Molino de Milanera , Huelgas , Hospital del Rey con sus afueras , Fábrica de papel continuo y Parador nuevo del Camino de Valladolid , Rarrio de Cortes , id.  De Villagonzalo Arenas, Paseo de la Isla, Parrantes y Hospicio, todo San Pedro de la Fuente , las Tenerías , y todas las Granjas por la derecha del Rio Arlanzon. Todos los nombres que aparecen en esta relación no son solamente de calles , sino que Jos hay también de otros objetos, como plazas , arrabales , granjas , etciudad Su principal objeto es manifestar todo lo perteneciente á cada uno de los tres distritos en que se divide la ciudad. En el centro de la plaza mayor ó de la Constilucion se halla sobre un elegante pedestal la estatua tle Carlos III levantada á espensas del cónsul D. Antonio Tomé en el año 1 7 7 4 : el héroe se manifiesta vestido con el arnés tle guerra, tiene ¡a cabeza descubierta, en la mano der.  El cetro, la otra apoyada en el cinturon y como sujetando los pliegues del manto real, que cuelga airosamente sobre los hombros, por detras de la espalda: su actitud es noble, gallarda y respetuosa: el bronce, que es la materia de que está construida, se halla ennegrecido con el tiempo y por medio de ese colorido la figura ostenta un rasgo de ancianidad que impone é inspira caballerosos recuerdos.  La inscripción trazada en el neto del pedestal dice asi: A CARLOS III PADRE DE LA PATRIA , RESTAURADOR DE LAS ARTES I) .  ANTONIO TOMÉ, VECINO Y CÓNSUL DE BURGOS , EL PRIMERO ENTRE SUS COMPATRIOTAS QUE OFRECE A LA POSTERIDAD ESTA MEMORIA DE SU AUGUSTO BIENHECHOR.  AÑO DE 1 7 7 4 . Creemos muy curioso indicar la manera con que fué ofrecida al público la estatua: parece que una águila artificial voló desde un ángulo de la plaza, arrebató el manto de damasco que envolvía al rey y desapareció llevándole ante sus garras. La plaza de la Libertad se compone de nuevos edificios encom trandose también entre ellos la famosa y antigua casa del cordon : la del Mercado es cuadrada y de buenas casas: tiene en su centro una hermosa fuente cuya básela forma una pilastra con grandes camafeos doratlos que arrojan el agua, y sobre cuatro piesecitos igualmente doratlos que se hadan sóbrela pilastra , arranca un alto obelisco que concluye en una grande estrella de rayos dorados: los pilones y enverjados inferiores corresponden perfectamente á la obra: hay otras 9 fuentes de ricas y abundantes aguas que sirven para los usos domésticos, en diferentes plazuelas y calles.  En estas se van notando las mejoras que se advierten en todas las grandes población, procurando su ensanche y alineamiento, y observándose las buenas reglas de arquitectura en la reedificación , sin que se permita abrir un solo vacio por insignificante que parezca, sin la autorización del ayuntamiento  Quien la concede ó niega precedida vista ocular del Alarife.  Es digna de notarse la calle tle Huerto del Rey no solo por sus arreglados y elevados edificios antiguos y modernos, sino por su anchura y la bella fuente que Ja adorna en el centro: representa á la diosa Flora, sentada sobre un Delfín que arroja el agua por la boca y la diosa por la jarra que tiene en la mano izquierda: el todo tlel grupo es de plomo dorado con panales, y colocados en una pila proporcionada y esta sobre una columna de mármol negro con betas blancas. Desde ia plaza mayor hacia el N. parten las calles del Cid, Lain Calvo, San Lorenzo y Cantarranas y la calle del Mercado, que uniéndose á la plazuela de la Llana de afuera, arco del Pilar, Huerto del Rey, la Flor y plaza del mercado, van á salir á las de San Juan, Avellanos y Fernán González, cuyas 3 casi forman una, empezando la primera en el arco de su nombre al E. déla población, cerca de la casa presidio, y con fluyendo ia última en el arco tle San Martin, inmediato al arrabal de San Pedro de la Fuente hacia el O., dejando en su tránsito el observador muchas casas, que con sus hermosos patios y artesonados le recuerdan que Rurgos fué en un tiempo corte de los r e y e s tle Castilla y que hoy son pertenencia de la nobleza española , que es lástima deje arruinarlas hasta con perjuicio de sus intereses en unaciudad  Que necesita mas edificios que los que cuenta: yendo por la calle del Cid á la izquierda Se entra en la de la Paloma, que tiene su salida á la plazuela de este nombre y se comunica por la calle de la Lencería á la plazuela de Santa  Maria, en cuyo centro se halla la catedral, y uniéndose en su lado N. con la ya dicha tle Fernán González al E. tle la plaza mayor por medio de la calle del Mercado, se encuentra la plaza del mismo nombre, que se comunica con la de la Libertad, entrando en la calle de la Puebla hasta unirse á la de San Juan en el arco de este título: al entrar por el camino de Francia se encuentra la calle de Vitoria, que forma una línea con el Espolón en cuyo punto desemboca hasta el arco y puente de Santa  Maria, centro que puede señalarse al crucero que forman los caminos de Madrid, Valladolid, Vitoria y Santander; de manera que si bien se observa, la línea del Espolón y calle de Vitoria, con la de San Juan, Avellanos y Fernán González, forman un casi paralelo que marcha desde E. á O. y en cuyo centro están las calles y plazas referidas que componen lo mejor de la capital.  Las plazas y plazuelas son irregulares en su forma, aunque de buenas casas y de bastante espacio.  Las calles mas anchas son: Huerto del Rey Vitoria, Santander, Puebla, San Juan, Avellanos, Fernán González, Lain Calvo, Cid, Cantarranas, Paloma y Mercado también lo es la que se encuentra ala izquierda  Del Arlanzon, que la forman las de San Lucas, Espolón nuevo y Valladolid, en las que se halla la plazuela de Vega junto al puente de Santa Maria; inmediata al Espolón nuevo la de la Calera que va á unirse á la nueva de Santa  Clara, bastante ancha hasta el conv. De este nombre. El empedrado es de guijo, redondo ó con fajas de piedra blanca que le atan y forman el encajonado: todas las calles tienen aceras de 3 pies de ancho y muy espaciosas en Ja plaza Mayor y paseo del Espolón: las aguas de los tejados bajan á la superficie por medio de conductos de plomo, dirigiéndose á las esguebas que cruzan varias calles y sirven para la limpieza interior: las aguas de estas esguebas antes iban por canales descubiertos que el ayuntamiento  Ha principiado á embovedar, precisando a los propietarios á sacar ramales, que viertan á las aguas corrientes convertidas en alcantarillas generales. El alumbrado es de aceite común en faroles de rebervero sometidos al cuidado de los serenos.  Tiene un matadero General y edificio para canuceria y panadería; pero ademas se espenden los mismos artículos en tiendas y puestos particulares. Antes de entrar á describir los monumentos artísticos que encierra esla c , parécenos conveniente dar una ligera idea délos jiaseos que la adornan ; y decimos ligera, porque seria molesto hacer una minuciosa y detallada descripción ile todos ellos.  Nosotros por lo tanto sin dejar de apuntar aqui sus nombres, nos limitaremos á hablar de los mas concurridos y aquellos que por su pintoresca posición como la Isla: por sus hermosos recuerdos los Cubos: por su constante concurrencia el Espolón , ofrecen un interés mas inmediato. E. yiolon. Entre los innumerables paseos de burgos, llama sobre todos la atención del viagero el conocido con esle nombre, situado  Entre los dos puentes de San Pablo y Sla.  Maria , sirviéndole de fachada por un lado una bellísima hilera de casas, sin duda ninguna las mas notables de construcción moderna, y por el otro de parque , como para darle mayor vi la y frescura, el jardín de la señora marquesa de la Vilueña, lamido por el r. Ks tanta la animación que da al paseo lo verde y variado de las ramas, apesar de estar completamente descuidado, desde que eu lapasada guerra civil se convirtió en fortificación, que mirando atentamente hacia su fondo se descubre por entre los árboles coposos, la vista de la corriente del Arlanzon que separa al espectador del barrio de Vega, cuyas casas se distinguen en el último término.  El Espolón es en este punto la joya de Burgos.  Compuesto de tres calle;, anchas y espaciosas, enlosada cuidadosamente la que está al pie de la fachada de las casas, y perfectamente enarenada la contigua al jardín, del (pie la separa una sencilla aunque elegante verja de hierro, empotrada en pilares de piedra, que sirven de asientos, deja en la del medio bástanle espacio para los coches , carros y diligencias y ofrece una agradable estancia en todos tiempos según se elija, ya la libre y fresca atmósfera de la segunda, ya la templada, aunque no menos agradable de la primera.  En el centro de la fachada del jardín, hay colocadas sobre grandes pilastras cuatro figuras colosales de piedra, debidas á la munificencia del Sr.  D. Carlos III que las regaló a l a municipalidad, como lo revela la inscripción trazada en una targeta, que en el centro de un semicírculo que separa las dos primeras de las otras , se eleva sobre un pedestal almoadillado que tiene por remate las armas de la ciudad Las estatuas representan al siempre célebre Fernan-Gonzalez (hijo de la misma), á Fernando I , á Alfonso XI y á Enrique IV : la inscripción es como sigue: CÁROLUS III MJG. JUSTÓRÜM SIMUEACI!  V S E N A T U 1 BOKCENSI DONÓ DEOIT IS STR ACTA SLTS IMPENSIS PROPTER FLUVIÚM VIA AD OPTIMORUM PRINCIPIIM PROCREATBICIS URIÍI M.CMA GR ATI A NT MI ET JUCTÁTIS ERGO COEOCARI CüBABIT ANNOMDCCXCVII CAROL IV CAS F. IMPEIU \ . Todo este conjunto hace que no se halle nada mas hermoso que la entrada de Madrid en esta capital por el puente de Santa  Maria , porque si halaga por un lado á los ojos del artista el bellísimo arco que está en su frente, si abisma la imaginación por otro el comtemplar los calados de la catedral, que por cima de todos los edificios campea, no fascina menos la vista del paseo que acabamos de describir y que tiene en el insinuado arco y puente su principio.  No dejaremos de manifestar aqui el tributo que los burgaleses pagan á este su paseo favorito, porque no deja de decir bastante en favor suyo.  Para que baya concurrencia en los demás , se necesita la oportunidad de'la estación, y sin ella rara será la persona que en ellos se encuentre.  En el Espolón, por cl contrario , se reúne todos los dias , en lodos tiempos y en todas estaciones, la gente mas escogida que ha recorrido en la primera hora todos los demás de la ciudad El Espolón, pues, es el punto de reunión fijo y seguro de los burgaleses. Cubos.  Siguiendo el curso del Arlanzon y dejando atrás el arco de Santa  Maria, continúan las célebres murallas que tantos sentimientos de heroísmo inspiran y que presentan de trecho. En trecho unas salientes en forma circular que se conocen con el nombre de Cubos.  Encontrados son los afectos que al hombre observador le producen estas vetustas piedras de los que le conmovían al dirijir su vista á los nuevos edificios del Espolón. En este , todo es novedad, todo trac á la memoria las horas de hoy , los instantes apenas-lranscurridos , y en los Cubos se aleja la imaginación al recorrer los siglos pasados, y se recrea en figurarse aun palpitantes los generosos hombres" que en otro tiempo los coronaron : siguiendo las mismas ondulaciones de la fortificación , siguiendo también sus curvas y sus vueltas, y después de pasar el arco de barrantes , empieza á corta dist.  á elevarse el piso del paseo en todo lo que ocupa la mitad derecha de loque antes era camino solamente, para impedir de ese modo que los coches y los carros puedan penetrar en aquel retinto.  Una estension de 7.í0 pies se encuentra perfectamente enarenada con asientos corridos al pie de la muralla misma y con otros de trecho en trecho por la parte opuesta. Este es el pasco de invierno de Burgos.  Resguardado perfectamente de los vientes del Norte, raro es el dia que no pueda pasearse por él agradablemente, y sin sentirla crudeza de la atmósfera, que en otra parte ."de la ciudad ejerce sus rigores. Isla.  Vueltos á situar otra vez en clareo de Santa  Maria punió de partida , que nos ha parecido conveniente tomar, y dejando á mano der.  Las murallas de los Cubos, se ofrece al viagero observador uno de los cuadros mas bellos que encierra la naturaleza en este pais; una calle estrecha de árboles que se encuentra guarnecida por la der.  De una corona tle saúco, y por la izquierda  Arrullada por las sentidas ondulaciones del Arlanzon, da paso al lindo y campestre paseo de la Isla.  Desde el principio de aquella empieza á recrearse la v isla mas exigente, y si saltando el r., se dirige á la opuesta orilla , observará en ella la bella puerta de la Merced entre los troncos de los árboles, al parque verá desarrollar como atalayas por encima de. Las copas de los mas lejanos las tres espadañas del conv.  Del Carmen.  Embebido en estas pintorescas reflexiones y engolfado en el canto de ruiseñores, muy frecuentes en este paseo , se descubre una pequeña plazoleta rodeada de asientos y de árboles que es donde tía principio propiameute la isla.  Si colocado eu uno de los bancosde la izquierda  Fija su vista el observador en el horizonte que descubre , los efectos que esperimenfe redoblarán sus emociones: verá el cast.  Guarnecer con sus fosos la cima de la ciudad que se resbala á la der.  Apoyada en sus murallas que le sostienen en su caida , verá elevarse cual siempre las torres filigranadas de la catedral, dejando descubrir una bella parte de su última zona , y por fin llamará su a cneion , allá también en la mitad de la colina, la portada grave aunque sencilla de' nuevo Campo-Santo.  Desde aquella plazoleta divídese cl paseo en infinidad de calles todas orladas de chopos y frutales, que guardan cuidadosamente enlre unos y otros una plantación de rosales, que embalsama y purifica la atmósfera que se respira.  Alfombrado el suelo por todas partes con su hermoso tapiz tle césped, que sc conserva muy bien apesar del continuo tránsito , se llega á un pequeño puente que da paso á un brazo del Arlanzon, que conducido por un canal que acaba de reformarse por el Illmo.  Ayunt., divide la isla y corre hasta la fábrica de curtidos de Llórente, atravesando el puente de Malatos, y continuando luego su carrera, interrumpida á cada paso por molinos hasta volver á su primitiva corriente.  La isla es paseo de verano como lo indica la posición y su nombre , y en ella se reúnen en las tardes de mayo y junio infinidad dé gentes á gozar de aquella agradable brisa. El Parral es otra estension tle terreno también alfombrada de verde yerba, que se encuentra á poco de atravesar el puente tle Malatos , y gubdividida en varias calles de.  Frondosos árboles eon asientos á los lados, sirve como tle aumento de paseo á la Isla ó á los Cubos, según las diversas estaciones.  Se estiende hasta el hospital del Rey, siguiendo paralelo el camino real de Valladolid. Hay ademas de los dichos otros varios paseosque circundan á Rurgos , como los Vadillos , la Quinta , el Espolón nuevo y algunos otros de menor importancia , en los que se divide la gente que quiere pasear largo.  Aqui debemos advertir que todos los caminos reales se hallan guarnecidos de hermosos árboles en su inmediación á la ciudad*, y que no son por cierto los menos concurridos en distintas épocas del año. Beneficencia.  El primer establecimiento de esla especie es El hospital general ó tle San Juan , que se halla á cargo de la junta municipal.  Gompónese de 3 establecimientos de igual clase , llamados la Concepción, San Julián y el ya citado de San Juan, reunidos en virtud tle Reales órdenes de 1838 y 40, de los cuales nos ocuparemos separadamente. San Juan.  Este hospital establecido en el estinguido conv. De religiosos de su nombre , extramuros de la c .  , fué funda Jo en virtud de bula de Su Santidad el papa Sixto IV, dada en Roma á 21 de agosto de 1479 , la que solicitaron y obtuvieron los Sres.  Reyes católicos D. Fernando y Doña Isabel, el Ilustrísimo Sr.  Ob.  , los ciudadanos y el prelado con su comunidad de monjes benitos de San Juan en la misma c .  , eon objeto de socorrer á los pobres enfermos y peregrinos que del estrangero y del reino hacían tránsito por ella.  Por la referida bula se concedía el patronato , adm.  Y gobierno espiritual y temporal del establecimiento , al indicado prelado y comunidad, mientras que esta viviese en regular observancia ; pero que si por cualquiera causa llegase aquella á faltar, pasara el patronato y gobierno al Sr.  O b .  , arcediano tle Rurgos y 2 de los ciudadanos nombrados por los mismos , como asi sucedió en los años tle 1820 v 1835 , en que fué extinguida la comunidad.  Se da hospitalidad todo el año en 3 salas, 2 de ellas de medicina para hombres y mujeres ,.y la otra para cirugía á solo varones.  La fachada del pórtico de este hospital y su botica, manifiesta en buena escultura las armas de Sisto IV, su principal bienhechor, las de Rurgos , las de su cardenal y las del rey D. Felipe V. El remate de esle frontispicio está formado por la liara sostenida por 2 ángeles mancebos , vestidos de túnicas , y cl arco de ingreso es ojival, y está guarnecido de una crestería ó trebolado muy lijero.  En su parte interior nada hay que llame la atención , pero está distribuido perfectamente con todos los departamentos necesarios para comodidad y desahogo de los enfermos y demás dependientes. Hospital de la Concepción.  Por los años de 1561 se dedicaba la cofradía titulada dé la" Concepción á curar pobres enfermos y á otras obras de piedad ; pero careciendo esta de un edificio á propósito en que poder reunir los que tenia á su cuidado, Diego de Rernuy , vecino y regidor de la ciudad de Rurgos, sei)or de las v. de Bcnamcji y Alcalá , animado de iguales sentimientos determinó facilitarle una casa para dicho objeto; con tal motivo compró á su costa un suelo en el arrabal de Vega tle la misma c .  , en el camino que conduce á Madrid y á la inmediación del conv.  Tle San Agustín , en cuyo sitio construyó tle nueva planta y á sus propias espensas un edificio espacioso tle 2 cuerpos con todas las separaciones necesarias para enfermerías , botica, cocinas, 2 capillas y habitaciones para los empleados, dejando ademas terreno suficienle para patios, huerta y otros departamentos necesarios : habilitó por el momento 2 salas para enfermerías, colocando en cada una de ellas 26 camas completas con sus cajones , y puso al comente las 2 capillas que estaban situado  á los estremos de las 2 referidas enfermerías: sobre el ingreso de la fachada principal queestá al E. colocó las armas de Ntra.  Sra.  En el centro , y á los lados las suyas.  Concluida la obra en 8 de diciembre del citade» año, hizo donación espontánea de ella á la cofradía tle la Concepción , con el objeto de que admitiese y curase allí los enfermos que tenia diseminados en distintos puntos; reservando para sí la mitad del segundo piso situado  En la parte de N. y E., que destinaba á habitación suya ó de sus parientes, según tuviese por conveniente disponer , é imponiéndola ademas condiciones , entre ellas las siguientes : que la cofradía habia de construir á su costa un cementerio frente al hospital en la parte opuesta á la carretera y próximo alas eras de Santa  Clara, para dar sepultura á los que falleciesen en el establecimiento: que la capilla principal debia reservarse para panteón suyo y demás sucesores ; que todas las obras que en adelante fuesen necesarias hacer en beneficio del citado hospital, quedasen á cargo de la cofradía, pero que nunca pudieran ponerse dentro ni fuera otras armas que las suyas y la tle dicha corporación, á no ser en el caso de que el coste de las obras nuevas que se hiciesen, escediesen de 1 , 0 0 0 ducados , pues entonces podria poner las suyas la persona ó sociedad que las ejecutase : que para cercar la huerta y hacer las demás obras que fueren indispensables para el servicio del hospital, se obligaba á dar á la cofradía 1 , 2 0 0 ducados en los 3 primeros años siguientes: que si esla no guardase enTo sucesivo las referidas condiciones y reservaciones que tanto él, corno sus sucesores la pudiesen compeler á ello por justicia , ó quitarles el hospital con todo lo que en él se hubiese edificado , desuñándolo á otro uso ú obra pia de hospitalidad , ó casa de religión , quedando á su arbitrio disponer de cualquierade los 2 medios de que se hace mérito; y filialmente, que la adm.  Y gobierno del establecimiento, admisión y cura de enfermos , colocación de capellanes y tiernas dependientes , despedirlos , recibir cuentas , etciudad , quedaba á cargo de los oficiales principales de la cofradía que son: e!  Rector , tesorero y diputados, debiéndose contar entre ellos un individuo tlel ayuntamiento  De Burgos y otro de los cónsules de la univ. , los cuales debian ser tenidos por cofrades perpetuamente, sin que por ello pagas>n derechos de entrada ni otro alguno.  En consecuencia de todo se procedió á la formación de la correspondiente escritura y carta de donación ante el escribano Martin de Patermina, y en 1 ."dejulio de 1562 tomó posesión del hospital la citada cofradia con las condiciones estipuladas por el fundador.  Este edificio está destinado en la actualidad para cuartel de la guardia civil , si bien parece que se devolverá á la mencionada cofradia déla Concepción, para establecer en él de nuevo el hospital que antes tenia á su cargo, separándolo del tle San Juan , en donde en el dia se encuentra. San Julián y San Quirce.  Esllamado vulgarmente de Barrantes por haber debido su primer origen , y su efectiva creación, al caritativo celo del presbítero D. Pedro Barrantes Aldana, canónigo déla Santa  Igl.  De Burgos, el cual falleció en 9 tle agosto del año de 1658.  Su fundación fué únicamente con cl fin de curar á los enfermos pobres de cirujía, y señaladamente de los que padecían males venéreos y otras dolencias que no se curaban en Jos demás hospitales de la ciudad La falta que había en Burgos de un establecimiento de esta clase, dice el sobre dicho Sr.  Barraníes en su testamento otorgado el año 1653, era tan grande que le obligó , con alguna ayuda, a establecer varias camas en una casa particular en el de 1627, para cuyo sostenimiento dejó también Doña Francisca de Lerma la cantidad de veinte mil reales  Tenia ya el Sr.  D. Pedro Barrantes en las casas que arrendó para el efecto, algunos enfermos de cirujía, cuyas llagas limpiaba y curaba el mismo, cuando en 26 de enero de 1637 el doctor D. Gerónimo 1 aiuo, Dignidad de abad de San Quirce en la cated.  De Burgos, otorgó 6 años antes de su muerte ante el escribrno Domingo Loyola, poder para testar, nombrando por albaceasá D. Francisco de Zúñiga , canónigo de la Santa  Igl.  De Palencia , D. Gerónimo Pardo Salamanca, su sobrino, dignidad i tesorero en la metropolitana de Burgos, y D. Pedro Barrantes, canónigo de la misma.  Verificóse 1 muerte del referido abad de San Quirce á fin del año de 1643; sus comisarios otorgaron cl testamento en 26 de enero de 1645 , ante el mismo escribano Domingo boyóla, si bien no pudo asistirá su confección el canónigo de Palencia D. Francisco de Zúñiga , por no hallarse en disposición de hacer el viaje á Burgos en aquella época. Entre los papeles del finado hallaron un memorial en que estaban anotadas de su propia mano, varias mandas que debían tenerse presentes al otorgar el testamento, y otras disposiciones , entre ellas, la de continuar la fundación del hospital que habia principiado el Sr.  D. Pedro Barrantes, á quien comisionaba para el efecto, y para lo cual asignaba varias rent., con la circunstancia de que dicho hospital se denominase de San J ulian y San Quirce.  En vista de todo y llevados de un caritativo celo, los testamentarios acordaron comprar unas casas con huerto y agua que estaban fuera de la puerta de Santa  Gadea , silio capaz para establecer allí el hospital con aumento de camas, enfermerías, e t c .  , habiendo manifestado los médicos y cirujanos que reconocieron el local , ser muy á propósito para los males que se habian de curar.  En su consecuencia fundaron en aquel sitio el citado hospital de San Julián y San Quirce, con su capilla, divisiones y enfermerías para hombres y mugeres.  Para la construcción del edificio señalaron dos mil ducados, y aplicaron para dotación del establecimiento. 6 juros importantes 511,067 realesde principal y 10,798 de réditos.  Tenian contra sí entonces los juros que el rey se valia de sus terceras parles y mitades á causa de las muchas necesidades del tiempo.  Instituyeron al hospital por universal heredero de todos los bienes que quedasen del Sr.  Abad, después de cubierlas todas las mandas que habian hecho, y ordenaron se pusiesen por entonces 16 camas para enfermos de cualquiera cirujía, sin escluir los niños de 4 á 5 años que no admitían en los demás hospitales, debiendo ser cuatro de dichas camas reservadas para males que conviniese curar con sigilo; que se admitiesen para sen icio del establecimiento los dependientes que fuesen necesarios , y se pusiese un capellán idóneo para que á la vez ejerciese las funciones de mayordomo y cura de almas: nombraron por sus patronos y administradores á los Sres.  Deán y cabildo de la Santa  Igl.  De Burgos, pero debiendo serlo ínterin en vida los presentes fundadores. El insinuado Sr.  Barrantes asistió á la fáb.  Del edilicío con escesívos gastos, y con tal continuación y celo, (pie el pueblo, qtié es quien con su común modo do hablar todo lo gradúa , principió á llamar á esta casa hospital de Barrantes. Terminada la construcción á fines de julio de 1645, se trasladaron allí las camas de cirujía que habia repartidas por varias casas; se pusieron otras nuevas y principió asi á levantar cabecera  La primitiva fundación del Sr.  Barrantes.  Este compró á sus espensas antes de morir, y cedió al hospital, una huerta que hay junto al mismo, un juro que redituaba mil reales  Anuales , una casa en la calle de Santa  Águeda , y unas heredades que producían por lo menos 12fan.de pan, haciéndole heredero universal de toda su hacienda; de modo que con su estrema caridad y asiduidad, dejó al hospital á su muerte , acaecida en 1658, una renta de 4,000 ducados.  Posteriormente y bajo la adm.  Y patronazgo del cabildo de la metrópoli de Burgos, se aumentaron las rent.  Estraordiuariamente con las muchísimas donaciones que le hicieron sucesivamente los individuos del propio cabildo, y el Sr.  Arz.  De Burgos D. Manuel Francisco Navarrete.  Cerca de dos siglos ha estado el cabildo en quieta y pacífica posesión del cargo de único patrono y esclusivo administrador de este hospital, porque asi lo dispusieron sus fundadores y porque á nadie ha debido su existencia, dotación y engrandecimiento mas que á los prebendados de la Santa  Igl.; y asi es que porBeal orden de 9 de diciembre de 1838, se previno al Sr.  Gefe político de Burgos, amparase al cabildo en el goce de sus derechos sobre este hospital, porque siendo de patronato particular no podia aplicársele el art.  25 de la ley de Beneficencia.  Las pingües rent.  De este establecimiento, fueron sin embargo decayendo considerablemente hasla quedar con solo una tercera parte de ellas, por haberse vendido las otras dos en virtud de Beales órdenes; dejando también de percibir 38,767 reales  22 mreales que cobraba cada año por réditos de juros, y un censo contra los cinco gremios mayores de Madrid, sin centar otras partidas por imposiciones contra el erario; de suerte que el hospital de San Julián y San Quirce, no era ya sombra de el que fué en otro tiempo: mas apesar de todo continuaba admitiendo enfermos, atendiéndolos con las escasas rent.  Que lo quedaban , en términos que en el año de 1839 pudo satisfacer los gastos de 7,409 estancias causadas por los enfermos referidos, y pagar 6,000 reales  Que S3 daban por contrata al boticario que suministraba las medicinas ; 4,000 reales  Que disfrutaba por dotación anual el cirujano mayor, y 7,300 á cpie ascendía la suma tolal de los diferentes sueldos asignados á 2 practicantes, una enfermera, 2 enfermeros y un cocinero que eran los únicos dependientes que contaba.  Ademas , para el servicio espiritual de los enfermos y dependientes, sostenía 2 sacerdotes, de los cuales el uno que ejercía las funciones de mayordomo y cura de almas, disfrutaba 300 ducados anuales, y 100 el olio que hacia de agonizante, pagados del prod.  Efe 2 capellanías fundadas sobre los bienes (leí establecimiento. De 177 enfermos (entre ellos 108 de venéreo) que fueron admitidos en dicho año, fallecieron 11 y curaron 166 ; sin que todavia hubiese perdido la reputación que disfrutaba, cuando se decia de él en un documento municipal impreso en Burgos en 1767 que <» sea por la esperiencia de quienes en ella se ejercitan , ó sea por otra causa ignorada, por lo meiíos la curación del mal venéreo , se practica en este hospital, tan segura y sólidamente, como es público en todo el reino, sin que en esla parte reconozca superioridad otro alguno.  » En 1840, y en virtud de orden superior, se agregó al hospital de San Juan , en 'donde conforme á la fundación de Barrantes en los 4 meses de mayo, junio, julio y agosto, se abren otras 2 salas á mas de las que hay, para curación del mal venéreo á hombres y mugeres. El edificio de Barrantes está en la actualidad ocupado con el hospicio y casa de espósitos de que mas adelante hablaremos. Raxoii tle l a s rentas que en granos y maravedises pertenecen á los tres hospitales reunidos de San • Juan , San «5 tilia n y San í l n s r c c , vulgo filarrantes y Concepción fie 3ttra.  S r a .  , que se administran por l a j u n t a municipal de bcueilceiicia de Isurgos, n saber: Truco.  CEBADA.  GAI.LISAN JUAN.  Fan.'  Fan.'  ÑAS. En los pueblos de Amaya, Ar eos, Los Balbases, Las Celadas, Burgos, Cortes, Iglesias, Manciles, Onlomin, Quintanapa- 11a, Vizmalo, Viüaivilia, Los Ausines , Berzosa, Bríeba de Juarros, Buniel, Cañizar de los Ajos, Cerraton de Juarros, Cojobar, Ilermosilla, Inestrosa, Ornillos del Camino, Olmos, Pedrosa del Príncipe, Presencio .  Riocerezo, San Mames, Balbuena, Villaverde del Monte, Barruelo, Vilara, Villasandino, Villasilos , y Villegas; percibe este hospital por rentas de predios rústicos, y algunos censos también por predios rústicos en que se impusieron 296 1/2 284 1/2 4 CONCEPCIÓN. En los pueblos de Arroyal, Arcos, Burgos, Cárdenadijo , Cardeñuela rio pico, Cavia, Cogollos, Cebadilla Sotobrin, Isar, Las Celadas, Mandes, Marmeilar de abajo, Olmillos de Muño, Ontoria de la Cantera, Piérnigas, Páramo, Pedrosa rio de Suma anterior.  2961/2 284 1/2 Urbel, Quintanilla de las Carretas, Quintana Ortuño, Quintanilla rio pico, Sanliuste, Sotopalacios, San Pedro Samuel, Villalbal, Villatoro , Orbaneja rio pico , Villafuertes, Villanueva árgano, Villaquirasi de los Infantes, Yillorejo, y Caborrcdondo, percibe igualmente, por rent.  De predios rústicos y algunos censos 302 2T6 VULGO BARRANTES. En los de Arcos, Ages, Arroya!, Buniel, Balderos, Cavia, Castrillo del Val, Cardeñadijo, Celada de la Torre, Coladilla Sotobrin, Ciadoncha, llubierna, Indego, Las Celadas, La Nuez do abajo , Lodoso , Mazuela, Miñón, Montuenga, Mahamud, Olmos de Tapuorca , Olmos de la Picaza, Ontoria de la Cantera, Orbaneja rio pico, Presencio) Quintana Ortuño, Qúintanapalla, Quintanilla Somuño , Robredo Tom i ño , Sasamon, Sotragero , Santibañez de Zarzaguda , Tajadura , Tardajos , Villarmentero , Viliasandino , Villobela, Yillorejo, Villangomez , Villalonquejar, Villalvilla, Villegas, Villasi'ios, Villimar, Vilbriestre, Zumel, Cañizar de los Ajos, Castriílo de Murcia, Manciles, Santa  Inés, Pedrosa del Páramo , Villalmanzo, y Cogollos, asi bien percibe este hospital por rent. De predios rústicos y algunos censos sobre los mismos.  .  .  .  603 BURGOS. 603 Rentas totales en granos por predios rústicos 1,2011/2 1,163 EN METÁLICO: SAN JUAN. En Rurgos pertenecen á esle hospital 4 casas en la calle de San Juan, y 5 en la calle de la Caba , y producen Pertenecen á esle hospital en los pueblos donde radican las fincas rústicas, varios capitales dados á censo redimible por el 2 1/2 y 3 por 100 aYmal que producen cada un año CONCEPCIÓN. Pertenecen á este hospital en Rurgos 6 casas, 2 calle de la Calera, 2 en la de Vega, 1 en la de Cantarranas, y otra en la de San Juan, producen anualmente Las ventas de Quintana Orduño, en el pueblo del mismo nombre Dos casas en Madrid, una calle de Fuencarral y otra calle del Toro, producto anual. Percibe ademas por censos redimibles al 2 1/2 y 3 por 100 BARRANTES. Igualmente pertenecen á este hospital 6 casas en Rurgos, una en la Plaza Mayor, otra en San Cosme , 2 en Santa  Águeda, otra en Labaderos, y San Esteban otra Percibe ademas el mismo hospital de Parrantes por censos redimibles al 2 1/2 y 3 por 100 anualmente 10 7,440 6,450 10,200 1,200 6,000 3,100 RAJAS. Por contribuciones y reparos de edificios se gradúa la quinta parlo 21,322 ¡ Por censos y memorias que gravan sobre las fincas.  7,200 Por gastos imprevistos 3,000 ¡ Por sueldos á un recaudador de fondos y un interventor 4,400 121,610 38,922 82,688 Hospital del Ne/j.  Aunque la católica fé de D. Alonso VIII de Castilla no hubiese legado á la posteridad otros testimonios que el célebre monast.  De Sla.  Maria de las Huelgas y el hospital inmediato , fundados sobre las márgenes  Del Arlanzon, á corta dist.  De Rurgos , suficientes eran para quo el nombre de tan augusto soberano fuese inscrito por la mano de la religión eu el catálogo de los héroes que mas se distinguieron en procurarla realce.  El terror y confusión que sus impávidos adalides sembraran en las huestes sarracenas , acosadas de frenética rabia contra los adoradores de la Cruz, no pudo avasallar su piadosa conciencia , ni introducir en su alma el menor sentimiento de ese orgullo que rebaja el mérito de las grandes acciones, y sofoca las luces del entendimiento , conduciéndole al error.  Un claustro donde las jóvenes de la nobleza tributasen al cielo el candoroso honicnage de su virginidad, fué una de las pruebas mas incontestables, que en el siglo XII exhibiera nuestra patria á favor del cristianismo; y como el corazón magnánimo del monarca pretendiese ensanchar los timbres de aquel conv., singularizándole entre todos los del orbe, comenzó por sujetar á ía jurisd.  De su abadesa el hospital que en la misma vega hizo erigir por los años 1212.  Algunos caballeros, que de Calatrava nombró ol rey para que entrasen en posesión del nuevo edificio, empezaren á dispensar una asistencia verdaderamente evangélica á los enfermos desvalidos, y con especialidad á los peregrinos de Santiago.  Dieseles el título de Frcires, como individuos del orden deCalatrava, permitiéndoles usar sus tabardos é insignias, por cuya razón los maestres llegaron á disputar el dominio que sobre el hospital ejercía la abadesa de las Huelgas, como única señora nombrada por el fundador antes del año 1199 , y confirmada por ol papa Gregorio IX en el de-123$.  Deseando cohartar en adelante semejantes ostigaciones, D. Alfonso el XI ordenó que los comendadores ó freires del hospital se señalasen por medio de un cast.  De oro, bordado en el escapulario correspondiente al orden Cisterciense; de cuyos privilegios quedaban ademas-en entera posesión.  Cuando por breve de Benedicto XIII recibió el orden de Calatrava su encomienda ó cruz, los freires del hospital so condecoraron con ella, poniendo el cast.  En medio; mas oponiéndose los caballeros á que gastasen su divisa hombres exentos de asistir á las batallas , ios del hospital quedaron despojados de la cruz, llevando únicamente el cast., hasta el reinado de los reyes católicos en que la volvieron á recobrar, yr usaron constantemente hasta su última supresión. Para ser admitido en el número de Comendadores no se requería colación de ordenes sagradas ni aun tonsura.  Vivían en sus casas respectivas é independientes del hospital.  No pesaban sobre ellos otros cargos eelesiásticos que la asistencia diaria á la misa de los 7 capellanes desuñados á las ceremonias del culto , y á vísperas y maitines en las festividades principales.  Tenían que acreditar su nobleza como los cabale ros de Calatrava.  Cada tres años renovaban su obediencia a la abadesa de las Huelgas , y esta Señora les imponía las restricciones administrativas que cada uno debia observar durante ei trienio.  La fórmula de su profesión era ésta: «YoD... freiré 8,000 Comendador , novicio del hospital del Rey , prometo obediencia, pobreza y castidad hasta la muerte á Dios nuestro benoi, y á la Ilustrisima Señora Doña... abadesa del Real monast.  Oc 26,400 Santa  Maria la Real de las Huelgas, mi prelada y Señora, raa- Dre y legítima administradora en lo espiritual y temporal de dicho real monast., y su hospital del Rey,"y de los conv., iglesia, v. y 1.  De su íiliacion y jurisd., y á sus sucesoras que fuesen abadesas y preladas del dicho real monast., según la regla y orden de nuestro 1\ San Benito , y estatutos del Cister.  Y juro por Dios Ntro.  Señor , y por Santa  Maria su bendita madre , y por los santos evangelios, do quiera que mas largamente estén escritos , poniendo , como pongo , mi mano der.  En un crucifijo , y en un libro misal, de guardar y cumplir todo lo susodicho por mí prometido.  Y juro que procuraré el bien de dicho hospital y del dicho real'monast., sus bienes y haciendas, yescusaró los daños que pudiere, y digo: sí juro.  Amen.» Componese.de varios estilos arquitectónicos la estructura del edificio.  Columnas adosadas en codillos; archivoltas profundas yzig-zags con simples filetes , decoran la puerta principal de la i g l .  , trabajada en el siglo XIII.  Son preferibles , sin embargo .algunos ejemplares pertenecientes al renacimiento, entre los cuales citaremos el ara que constituye la puerta de Romeros, por ser adonde los peregrinos llegaban á pedir descanso cuando iban á Santiago.  Dos estípites recamados con los graciosos adornos del gusto plateresco, sustentan cl medio punto, y por encima del cornisamento descuella la imagen del Apóstol colocada en un ático, que tiene en el tímpano de su frontón un busto coronado á la ant., y la estatua de San Miguel sobre su ápice.  Cu el reverso de'esta coronación se halla una imagen de Ntra.  Señora, y á der.  éizquierda  Los cast.  Heráldicos de D. Alonso VIII y blasones de Temando Y é Isabel, posteriores á la conquista de Granada.  Vichas muy originales se enlazan á lo largo del muro , formando un anden ó antepecho, con torrecillas esbeltas del siglo XVI.  Si bien la iglesia  No ofrece otra cosa notable que los agimeces cincelados en el fierro del pulpito, y algunos embutidos de boj, en los guarda ropas de la sacristía", las hojas de su puerta principal reúnen primorosos detalles, y mucha propiedad en las figuras desús relieves. Apesar de tantos y tan variados prodigios como cl arte ha reproducido en los monumentos de Rurgos, es aserción común que al frente de todos ellos brilla la imagen de nuestra primera Madre, esculpida sobre la puerta (pie describimos: opinión altamente arriesgada que nosotros nos abstendremos de impugnar ni recibir como infalible, en medio de tan pasmosos dechados como contrapesan su valor, por donde quiera que volvamos la vista.  Cuando la hemos fijado en esa decantada Eva, aun prc venidos por el crédito de personas respetables, lejos de encon trar naturalidad y valentía en sus lincamientos y músculos, descubrimos, por.  El contrario, cierta exageración enlámente del escultor, y a l a vez eme austero al realizar sus principios anatómicos, descuidado en consultar las reglas que sostienen la verdad de la naturaleza, sin afearla con quimeras.  Muchos palios hay en el hospital, y uno de ellos tiene su fuente copio sísima (pie le abastece de agua.  Los peregrinos de Compostela hallaban en este cómodo albergue un buen hospedage por espacio de 3 dias ó mas, si lo necesitaba el mal estado de su salud.  Esliéndense los efectos de caridad tan laudable á las familias del pais, que privadas de los recursos necesarios para aliviar sus dolencias, encuentran un esmero delicado y toda suerte de apoyo contra el abatimiento y la miseria.  Ocho comendadores cistercienses emplean su cuidado en beneficio de la iglesia  Y enfermerías de este grandioso hospital.  Innumerables son las curaciones que ordinariamente le honran; infinitos los pacientes arrancados por sus ministros á la voracidad del sepulcro, y mil veces ha cedido la gangrena sus victimas moríhundas á la esperiencia salvadora del diestro facultativo Cuando en el año 1836 fueron estinguidas las comunidades religiosas, lo fué igualmente la institución de comendadores de este hospital, con arreglo á una ley de las Cortes celebradas en 1821, quedando por consiguiente incorporado al de heno licencia de Rurgos, permaneciendo de este modo hasta que Doña Isabel II se dignó espedir una real orden en abril de 1844-, mandando el inmediato cumplimiento de su primitivo instituto , en lo concerniente á la instalación del hospital, su mag nífica botica y demás dependencias, y esceptuando únicamente la reposición del cabildo de comendadores.  Por lo demás , el Hospital del Rey ofrece una situación amenísima al filósofo, al poeta y al anticuario.  Sus edificios se hallan dominados por una torre, cuyo segundo cuerpo de orden toseano , descuella como la encina de los bosques sobre los arbustos que vegetan á sus pies. En la actualidad no pasa de 16 el número de enfermos que se admiten en este establecimiento, apesar de que sus rent.  ó ingresos deben esceder de 16,000 duros anuales.  Eran tan pinüos (pie aun en este mismo siglo han pasado en algún año de millón y medio de reales, pero han quedado ya reducidas á la primera suma por efecto de la enagenacion de fincas de obras pias, supresión del diezmo y decadencia del ganado lanar trashumante. Hoy se gobierna por una contaduría creada por el real patrimonio, sin que los e\-comendadores tengan mas parte en la dirección y adm., que percibir la escesiva pensión que se les ha dejado, en lo cual y en el pago de capellanes, empleados, comendadores, y otros dependientes, desaparecen los ingresos , sin que produzcan el fruto que debieran en beneficio de los pobres enfermos, y en cumplimiento de la voluntad del fundador. Hospital mi filar.  Está establecido en el conv.  De religiosos de la Merced desde el mes de marzo del año de 1846: su adm.  Se halla contratada por 4 años, que empezaron á correr en 1."  De enero del año arriba citado.  Es capaz de 220 camas, contándose en la actualidad 46 de cirujía, 30 de venéreo , 24 de sarna, 22 en la primera sala de medicina, 24 en la segunda y 33 en la tercera; las estancias son sobre 100 diarias. El personal consiste en un primer ayudante de medicina , otro de cirugía y otro de farmacia con 10,000 reales  Anuales cada uno ; un contralor de laclase de oficial 6."  Con 6,000 reales  ; un comisario de entrada oficial 8."  Con 4,000 reales  Y un capellán con 10 reales  Diarios, todos los cuales son nombrados por el Gobierno. Los demás empleados, como son , cabos de sala, enfermeros, practicantes de medicina, cirugía y farmacia, ropero, portero, despensero y cocinero, son pagados por el asentista con sueldos convencionales.  El precio de cada estancia se reduce en el dia á 4 reales  14 mreales diarios, indistintamente para oficiales y tropa, y las comidas que se dan á los enfermos son con arreglo al plan de alimentos provisional del año de 1836. Dentro de este edificio, bastante apropósito para el objeto á que está destinado, hay también una botica surtida de todo lo necesario. Hospicio y casa de Espósitos.  Existe en la casa donde estaba cl hospital de barrantes, un establecimiento con cl título de Casa de Bcneficenca, en que se ha refundido el ant.  Hospicio y Casa de niños espósitos.  En él hay comunmente de 200 á 220 personas mayores y menores de ambos sexos , á quienes se da vestido , calzado , cama y muy regular alimento.  Está sostenido por la Diputación Provincial y se gradúa en real y medio el gasto de cada individuo.  El número de niños espósitos en 31 de julio del presente año de 1846 era cl de 686 , y todos sin escepcion se lactan fuera de la Casa, en las a l d .  , por mujeres que deben acreditar ser casadas, de buena vida y costumbres, y se les abona el estipendio de un real diario hasta que los niños cumplen 6 años; 20 reales  Mensuales de 6 á 8 y 15 ele 8 á 11.  Llegando á esta edad se quedan con ellos sin retribueionalguna, ó los devuelven al establecimiento, siendo lo mas general lo primero por la dificultad que encuentran en desprenderse de ellos , á causa del cariño que naturalmente les tienen de resultas de haberlos criado.  El número de espósitos que anualmente ingresan , puede graduarse por un quinquenio en 250, y no puede eu verdad reputarse escesivo, comparado con una población  De 175,135 almas  Los que se devuelven á la casa adquieren la instrucción de leer y escribir, y las niñas de coser y hacer punto , aunque todo muy escasamente, apesar de que hay eu el establecimiento escuelas para uno y otro sexo, pero mal montadas y peor dirigidas.  Después se les destina á algún oficio mecánico, ó se les entregan á los regimientos-del ejército para servir de tambores, cornetas y músicos, pero esto lo ha prohibido la Diputación Provincial por evitar las malísimas consecuencias de semejante sistema.  De las 200 á 220 personas que existen en el establecimiento, son comunmente sobre 80 pertenecientes á la clase de espósitos, y las restantes corresponden á la de pobres impedidos por achaques ó por vejez: entre ellos hay muchos artesanos , cuya desarreglada conducta los ha conducido á este asilo de piedad; viniendo á él con sus vicios y malas costumbres, necesitan de suma vigilancia para evitar qué las trasmitan á los jóvenes, y cuesta trabajo el corregirles y hacer que se enmienden.  Sin embargo, la esperiencia ha demostrado en los últimos 10 me ses, que puede conseguirse todo sin necesidad de mas castigos que la privación de alimentos , ó el encierro en las horas de recreo ; asi como ha dado prácticamente á conocer que de todos ellos puede sacarse partido; haciéndoles trabajar en propor Cion á sus fuerzas físicas, pues asi se ha verificado durante aquel periodo de tiempo en que ninguno ha permanecido ocioso , d no estar materialmente enfermo en cama.  En este mismo tiempo se ha introducido el uso del carbón de piedra en las cocinas, proporcionando una eeonomia increíble , y se preparaba lo necesario parausarlo en las regias, asi como se proyectaba ensayar un nuevo método para el lavado de las ropas, cuyo gasto es de bastante consideración.  También sc iba á crear una fábrica de botones y hormillas de asta y hueso, después de haber establecido herrería y carpintería , pero todo se ha paralizado con motivo de la real orden de 3 de abril de este año , que entrega los establecimientos provinciales de Beneficencia á los ale.  De los pueblos en que están situado, pues naturalmente rehusará la Diputación Provincial votar fondos é imponer sacrificios á la provincia, para que redunden casi esclusivamente en beneficio de las necesidades de la capital, desatendiendo las de las ald., en cuyo alivio poco ó nigun interés puede tener un ale.  Que, ni representa á sus hab., ni se halla con ellos en relaciones de ninguna especie.  Hay algunos telares para lienzos, mantas, alfombras y otros objetos de lana, pero casi están sin uso.  Perqué aunque empezaba á ponerse en acción, en fuerza del celo y actividad del diputado provincial que se habia puesto al frente del establecimiento, han vuelto ya, en los pocos días en que cesó en dicho encargo, á la paralización en que antes se hallaban.  Las alfombras son de poco gusto, pero de mucha duración, lo cual hace que salgan caras, y apenas tienen salida por no poder competir con las del estranjero. Antes la tenían por medio de rifas públicas que no dejaban de rendir algún prod.; mas como se ocupaba á los muchachos en espender los villetes recorriendo las calles, y acostumbrándose á la vagancia , creyó el referido diputado provincial, que causaban mas perjuicios morales, que intereses materiales podían reportar, y las suspendió enteramente, aunque sin abandonarla idea de mejorar y simplificar la elaboración de un art.  Que es fácil perfeccionar por la buena calidad de la lana del pais, y que es preferible á otros porque no habiendo ninguna fáb.  Establecida, no afecta á los intereses de los artesanos, cuyo pensamiento no debe perderle de vista un establecimiento de esta clase.  Hay en este un capellán rector, un mayordomo y un interventor que viven en la Casa, y cuidan del régimen interior.  Sus dotaciones son acomodadas á estos tiempos de escasez, pues el primero y el último solo tienen 2,200 reales  Anuales y 2920 el segundo.  Hay ademas una ama de gobierno,, maestro y maestra de primera educación: otra ama titulada de pañales, para la recepción de niños espósitos, y dos nodrizas constantemente para lactar á los que ingresan hasta que salen á los pueblos.  Bajo la di reccion del indicado diputado provincial, se empezó á ensayar con buen éxito el uso de biberones aspirantes.  Hay también médico, cirujano , sangrador y otros varios dependientes subalternos , que en lo general son individuos del establecimiento , y sus retribuciones por lo tanto muy módicas.  El presupuesto votado por la Diputación Provincial para el presente año de 184'6 asciende á la cantidad de 391,250 reales  Y sus rentas fijas, solo importan 49,380 reales  Esta Casa no tiene edificio propio .- pues aunque se le dio en propiedad el cuartel de infantería situado  Fuera de la población, volvió el Gobierno á apoderarse de él para el servicio de las tropas, con cuyo motivo se tomó años ha á censo enfiteútico, una casa propia del conde de Salvatierra, á inmediación de la iglesia  Parr.  De San Cosme, en el barrio de Vega, y desde ella se trasladó en 1841 al local que hoy ocupa.  No deja de tener capacidad, pero es poco á propósito^ ara el objeto , porque no hay facilidad de establecer departamentos para cada sexo con toda la separación é independencia convenientes, ni de colocar con holgura los talleres , ni hay tampoco huerta, que es casi de necesidad, ni grandes patios para desahogo y recreo de los jóvenes.  Las localidades eme cuenta este edificio son las siguientes : 4 salas para dormitorios de hombres. 3 .  Id.  .  .  Id.  .  .  Id mujeres. 1 .  Id.  .  .  Para enfermería de hombres. 1 .  Id.  .  .  Id id.  .  Mujeres. 2 .  Id.  .  .  Para escuelas. 2 .  Id.  .  .  Id talleres. I .  Id.  .  .  Para dormitorios de los espósitos. Apesar de esto tenia ya el diputado provincial encargado el proyecto de crear un departamento para recoger los dementes de la provincia, cuya idea era ventajosa por la necesidad que ahora hay de conducirlos á Valladolid con doble ó mayor gasto del que ocasionarían en Burgos.  La fundación de esta Casa tuvo efecto por real cédula expedida por la Cámara de Castilla en 17 de febrero de 1707, á instancias del Illmo.  Sr.  D. José Javier Rodríguez de Arellar.o , arz.  Que fué de Burgos, á cuy o celo y caridad sc debe este establecimiento , que en su origen fué diocesano, contribuyendo á sostenerlo todos los pueblos de la diócesis, pero en la actualidad es provincial. Depende del hospital General una casa titulada de Grávidas, que se halla á cargo del ayuntamiento: suele tener de 8 á 12 camas destinados únicamente para solteras en estado de maternidad: está bien administrada, sin que el secreto de la debilidad salga nunca de aquel lugar reservado y para su sostenimiento hay un arbitrio de 4 mreales , impuesto sobre todos los puestos públicos de ventas : el presupuesto de gastos asciende á 9,950 reales  En la forma siguiente : 8,000 reales  Por alimentos ; 1,100 á una comadre y 850 por renta de casa.  Hay otra fundación particular del patronato de la casa de Melgoza, llamada de las Desamparadas, donde á corto número de ancianas pobres se las da habitación y un real diario; fué fundada por el aba 1 del conv. De San .íuan, el guardián de San Francisco, el prior de San Pablo y el marqués de la Rosa. Instrucción pública.  Cuenta Rurgos 4 escuelas públicas gratuitas de primeras letras, sostenidas por los fondos municipales , 2 para niños y 2 para niñas: á la primera de aquellas titulada de la Compañía, asisten sobre 200 alumnos y su maestro percibe 4,400 reales  Anuales; á la segunda, dotada en 3,300 reales Coucurren mas de 100.  Si bien sus locales son proporcionados, no hay en ellos el debido esmero, habiéndose recurrido al ayuntamiento  á fin de remediar aquel mal, como también para pedirle pasante*, (pie harén suma falta.  Las dos escuelas de ninas están dotadas en 3,300 rs cada una, asistiendo mas de 80 y 100 discípulas : en todas ellas sc celebran exámenes públicos todos los años.  Las escuelas privadas de niños, con el nombre de sus maestros y los discípulos que tienen, se espresan á continuación , advirliendo, que tanto estas como las públicas, pertenecen á la clase de elementales completas. MAESTROS.  14W- NIÑOS. D. Salomé Pampliega 55 D. Juan Santularia 48 D. Pedro Argueso 60 D. Victoriano Antigüedad 30 I) .  Santiago Pérez 28 D. Simón Minguez 39 D. Conielio Cadiñano 25 D. Felix Ruiz 16 D. Vicente Martínez 12 D. Marcos Saiz 30 D. Julián Alonso 8 351 Ademas de estas escuelas existe otra de Reneficencia, desempeñada por el titular D. Victoriano Pérez, á la que asisten sobre 50 alumnos; 7 también privadas para niñas y 2 colegios de señoritas, uno de ellos conocido con el nombre de Saldaría; su fundación es debida á D. Francisco de Villegas, arcediano de Treviño, en la iglesia metropolitana de Rurgos, que viendo los muchos pobres que divagaban por la ciudad , se ocupaba en recoger en las casas del barrio de San Esteban algunas niñas huérfanas, que alimentaba á sus espensas, poniéndolas al cuidado de una señora de su confianza.  Animado de tan filantrópicos sentimientos hasta su muerte, cometió en su (estamento al presbítero D. Francisco Saldaña, cura déla parr. De San Esteban , la creación de un colegio de niñas huérfanas, espresando (pie también pudieran admitirse en él pensionistas, constituyéndolo en efecto dicho señor bajo este pie, según resulta de la aclaración de sus constituciones, hecha en el año de 1681 por el Illmo.  Sr.  D. Juan de isla , arz.  De la misma santa iglesia catedral.  El de igual clase I).  José Javier Arellano amplió mucho el edificio y erigió una nueva iglesia, floreciendo en su tiempo el establecimiento hasta el punto de contar mas de 40 colegialas.  Desde 1808 á 1832, decayó estraordinariamenle, mas durante la prelacia del Sr.  Rives, úitimo arz.  De Rurgos , empezó á remontarse de nuevo , distinguiéndose bajo el rectorado del canónigo D. Juan Cormi ñas, no solo por el mayor número de alumnas, sino también por la mas completa enseñanza que en él recibían.  Esta se reduce á leer, escribir, coser , bordar y demás labores propias del bello sexo, con algunas nociones de gramática castellana, aritmética, geografía , mitología, dibujo y música.  El Escelentísimo Sr.  D. Severo Andriani, administrador apostólico del arz.  , ha puesto el colegio en la actualidad, bajo la inmediata dirección de las bijas de la Caridad, quienes se hicieron cargo de é l , en 29 de julio del presente año de 1846.  Sus rentas consisten en el dia en unos 10,000 reales  En dinero, y sobre 200 fan.  De granos : perfectamente montado este establecimiento, ofrece mejoras, y en él va á abrirse una escuela pública gratuita , á cargo de las mismas maestras. La escuela normal, cuya creación es debida á los esfuerzos del Sr.  Gefe superior político y comisión provincial, fué abierta el dia 2 de mayo de 1845.  Sus enseñanzas se establecieron en el edificio titulado de la eompañia, que habiendo pertenecido á la comunidad de PP.  Jesuítas, se destinó por Callos III á los estudios de latinidad y primeras letras, y á solicitud de la comisión se mandó por real orden de 25 de marr zo del mismo año, se cediera parte de dicho loca!  Para fnndacn él la nueva escuela.  Hicieronse, una habitación para su director , 2 salones muy capaces para el seminario de maestros y escuela práctica, y últimamente , 3 espaciosos dormitorios para los alumnos internos de los 12 partido  Jud.  De la provincia  Tiene un director dotado en 6,600 rs ; un segundo maestro con 5,500 ; un regente de la escuela práctica con 4,400; un ecl. Para la enseñanza moral y religión , con 2,000, y el portero con 1,500 reales  Vn.  Ademas de los 12 alumnos , internos, han concurrido el primer curso 18 estemos matriculados en las clases superior y elemental, habiendo dado la mayor parte de unos y otros , pruebas de su aplicación en los exámenes que se celebraron al final de aquel.  Los alumnos ínter • nos y que según el reglamento deben ser pensionados, se sostienen por los respectivos distritos judiciales, satisfaciendo 5 reales  Al director, bajo cuya inspección y cuidado se encuentran : el número de niños que asisten á la escuela práctica es de 110 á 120 , y pagan 30 reales  De matrícula anual por semestres anticipados, y los aspirantes á maestros, satisfacen 40 por aquel concepto y otros 40 por prueba de curso : aun no se ha podido formar la biblioteca de libros por falta de fondos, pero paulatinamente se irán proporcionando según la posibilidad en que se halle el establecimiento , si bien eslá provisto de todos los medios materiales de enseñanza: sus ingresos ascienden á 5,500 reales  Que suministra el ayuntamiento  Por la supresión de una escuela gratuita; 4,000 que se juzga próximamente pueden producir los derechos de matrícula, cubriéndose el déficit de los 25,000 reales  Con repartimiento en todos los pueblos de la provincia. Seminario conciliar de San Gerónimo.  Se halla al último de la calle de Ñuño Rasura, cuya parte del S. está cerca.de la muralla que pega con e!  Arco de Rarrantes; fué fundado por el Illmo.  Sr.  D. Cristóbal Vela, que falleció en 1599 y aumentado en sus rentas por D. Alonso Manrique en el de 1613.  El Sr.  D. Ildefonso deAcevedo.le dio constituciones; en aquel tiempo los colegiales cursaban filosofía en el estudio , que se hallaba establecido en el conv.  De dominicos, llamado de Sau Pablo.  Por real cédula de 6 de setiembre de 1775, fué incorpo Radoá la universidad de Valladolid, con privilegio para que los colegiales eslernos pudieran ganar los cursos de teología; habiéndole dado nuevas constituciones el filmo.  D. Manuel Cid Monroy en 1."  De octubre de 1820, y hoy se rige por las dadas por el Sr.  D. Ignacio Rives, en 28 de setiembre de 1835. Los pisos segundo y tercero del edificio se hicieron por el señor arz.  Arellano.  Eslá bajo la protección del de esta d i ó c , quien nombra los cargos y da 7 becas que hay de gracia, habiendo ocupadas en la actualidad hasta 23.  Tiene.  3 cátedras de instituciones teológicas ¡ eri el primer año se estudia lugares teológicos , prolegómenos de la sagrada escritura; en el segundo teología moral y oratoria sagrada, y en el tercero derecho canónico é historia ecl.; los colegiales aprenden Ja filosofía en el instituto.  El presupuesto de gasios presentado al Gobierno asciende á 72,000 reales  V n .  ; ingresan en rentas fijas 15.500 reales; por entregas de la renta de dotación del culto y clero 28,000; ademas de lo que producen 5 reales  Diarios pagados por los colegiales que no tienen beca de gracia.  El personal y sus sueldos es el siguiente: Rector 2,200 reales Vice-reeior y catedrático interino.  .  .  .  2,200 Catedrático interino 1,320 Uño id.  Csterno 1,-5 00Uno id.  Id 1,100 Mayordomo 1,100 Cocinero Ayudante de id Portero Aguador Médico Cirujano Barbero 730 547 730 730 550 400 400 17 mreales Total 13,407 reales  17 mreales Instílalo de segunda enseñanza.  La apertura de este establecimiento literario, situado  En el mismo edificio que ocupa el seminario conciliar, tuvo lugar el dia 10 de enero de 1841 bajo la dirección del Sr.  D. Mariano Collantes y Dustamante, habiendo sido nombrados para el servicio de las muchas y diversas cátedras que en él se crearon , sugetos que por su ilustración pudiesen desempeñar eon el mejor acierto tan delicado encargo.  El estado que sigue dará á conocer á nuestros lectores el número de enseñanzas que en él se establecieron, el nombre de cada uno de los profesores nombrados, las lecciones diarias y las horas fie esplicacion. Las rentas de este establecimiento fueron sumamente oscasas: su instalación se verificó únicamente con la cantidad de 11,454 reales  Que de su propio caudal facilitó el director del mismo, que por de pronto se necesitaron para habilitar el edificio, completamente desmantelado con motivo de acabar de servir de hospital y cuartel de soldados: con la de 3,000 reales  Que por orden de la junta de gobierno entregó al administrador del Instituto, e l S r .  Gefe político interino D. Vicente Ortega; y con lade 1. 295 reales  18 mreales que por alcance de cuentas rindió el Sr.  Don Joaquín Barbagero, doctoral de la Santa  Igl.  Cated., como encargado de las rentas de San Nicolás de Bari, que fueron destinadas para la dotación de dicho establecimiento.  Con posterioridad cobró también cl mismo administrador la renta auual de 1,7009 reales  De la huerta del referido colegio de San Nicolás; lade 230 y 220 de 2 casitas que fueron propias del mismo colegio ; la de 180 de un censo que paga Agustín Alcalde, veciudad De Villafria, y la de 270 de los réditos de año y medio cíe otro censo que satisfizo D. Calisto Alonso, veciudad  De Burgos.  A las indicadas sumas se agregaba cl importe de las matrículas y prueba de curso ; pero estos ingresos tuvieron lugar muchos meses después de haberse verificado los gastos de anticipaciones referidas, no bastando todavia ni con grandes cantidades para cubrir las graves atenciones, que pesaban sobre tan útil establecimiento.  Las vicisitudes políticas fueron la principal causade su éstincion en juliode 18i4, hasta que en el de 1 8 í5 se creó de nuevo en virtud de tina real orden, por la que se autorizaba al gefe político de la provincia  En unión de una junta que se llamó creadora é inspectora á plantearle eon arreglo al plan de estudios aprobado en 17 de setiembre del mismo año.  La indicada junta en uso de sus facultades nombró los catedráticos que juzgó neces rios, si bien con el carador de sustitutos y les señaló por entonces el sueldo de 3,000 reales  Anuales.  Los nombres de dichos catedráticos y las asignaturas que fueron puestas á su cargo, son las siguientes: I¥oinbrcs.  Asignaturas. D. Raimundo Miguel > , D. Bernardo Pera },'i e a n i d a d . D. Rosendo González de retórica y poética. D. Anselmo Toricés de moral y religión. D. Francisco Melero de matemáticas y geografía. D. Martin Pérez San Millan.  De historia natural. D. Caros Mayaina de física y química. D. José Martínez Rives de historia general y de España D. Eduardo A. deResson.... depsicologia, ideología y lógica D. Vicente Ortiz de francés. El director es el vice-presidente del consejo provincial, Don Manuel Martínez González, haciendo de secretario cl catedi;ítilico de lógica.  El instituto tiene un edificio propio que es el colegio de San Nicolás, sin embargo de lo cual no puede darse en él la enseñanza por estarlo ocupando el cuerpo nacional de artillería, habiendo tenido que pedir con este motivo al seminario conciliar de San Gerónimo, las caled, que en él ocupa. Sus rentas consisten en el dia en los prod.  De las agregaciones del citado colegio de San Nicolás, y en el importe de las matrículas de los escolares, que según el actual plan de estudios ascienden á 160 reales  Por cada uno.  La matrícula del año académico que ha concluido , primero de enseñanza en su segunda época, ha consistido en 249 escolares divididos en esta forma. Primer año 18 Segundo 36 Tercero 112 Cuarto 51 Quinto 32 Total 249 Colegio ele San Nicolás.  Fué edificado en la ribera izquierda  De Arlanzon , antes de entrar por el camino de Valladolid en e barrio de Vega.  Se costeó con fondos señalados en la testamentaria del cardenal D. Iñigo López de Mendoza, ob.  De Burgos, que falleció en 1535.  La fachada principal del edificio es maravillosa por la buena calidad de la piedra, peí ficto de sus ventanas y mayormente por su estension y fort.  Sobre el arco de la entrada hay una cartela, mas arriba una ventana rodeada de un bellísimo adorno que consiste en cariátides, degenerando en volutas bien talladas y lodo concurrente al mejor decoro de la urna, que por remate encierra una efigie de Sau Nicolás Obispo, titular del colegio.  Nada se escaseó para que el patio, escalera, galerías y salones de estudio fuesen vastos y ostentosos; pero decayendo sin saber cómo las rentas señaladas á su conservación, el edificio quedó inhabilitado , habiendo servido de hospital para los infestados del cólera, después para militares, luego volvió á su ant.  Destino de colegio, y en el día se halla dedicado á almacén de pólvora y pertrechos de Artillería.  Era su patrono el cabildo metropolitano, quien nombraba los catedráticos de teología , única enseñanza en él establecida : hasta el ano de 1808 hubo 10 ó 12 colegiales que llevaban beca encalmada, y podían optar para las del colegio de Bolonia. En la aud.  Terr.  Se encuéntrala cátedra de escribanos cuyas matrículas en los últimos años han escedido de 200 y sus productos servido en parte para la dotación del catedrático; y últimamente la junta de comercio sostiene con rentas propias una escuela de matemáticas y otra de dibujo , en la que son preferidos los artistas , á quienes sc enseña gratuitamente. Sociedad económica.  Es una de las que existían con mucha anterioridad al rea!  Decreto de 9 de Junio de 1815, en (pie el Sr.  D. Fernando VII mandó que se restableciesen las antiguas sociedades de amigos del pais formadas en virtud de real orden de 28 de junio de 1786, y que se estableciesen en las demás cap.  De provincia  Los trastornos de la guerra de la Independencia fueron causa deque se suspendiesen las sesiones ; de sus individuos unos cambiaron de domicilio y otros fallecieron , habiendo desaparecido todos los papeles y libros de actas.  En 21 de enero de 1816 quedó restablecida y se celebró la primera junta general en la sala del consulado viejo , empezándose entonces el libro de actas que se conserva. Desde 12 de febrero de 1823, no volvió á celebrar junta .alguna , efecto de la reacción violenta que sufrió el pais á la caida del sistema constitucional en su segunda época.  En 30 De mayo el intendente D. León de Ormachca quiso convocar á junta , lo que no se verificó , y cl 23 de mayo de 1833 hubo que instalar de nuevo esta sociedad : desde entonces continuaron sus sesiones con mas ó menos frecuencia , hasta que careciendo de local en que celebrar sus juntas , la falta de protección que á esta sociedad se le ha dispensado y el estado de los ánimos divididos por las cuestiones y situación política, han sido causa de haberse omitido dichas reuniones, pues en las diferentes épocas (pie desde cl año de 1844 se ha llamado á sesión, y aun en el presente de 1846 á invitación del actual gefe político, no ha concurrido el número suficiente de socios para constituirse en junta. Muchos son los trabajos de utilidad para el pais en que empezó á ocuparse desde 183 i ; pero la mayor parle de ellos han quedado sin concluir.  Desde dicho año tenia á su cargo y bajo su protección las dos cátedras de Química aplicada á las artes , mecánica y delincación industrial, que el Gobierno costeaba, y el instituto de segunda enseñanza que en 1840 creó la junta provisional de gobierno de la provincia  Pero todo, escepto el instituto, ha desaparecido con el nuevo plan de estudios, sin que á la sociedad le haya quedado mas que un recuerdo de lo que fué mientras no varíen las circunstancias y puedan algunos de sus socios volver con su celo acostumbrado á esas tareas patrióticas que tienen por objeto el fomento de los intereses materiales de la provincia  Y la propagación délas luces de la misma.  Esta sociedad no ha tenido nunca bienes ni renta alguna : los estatutos por los cuales se rige son los establecidos para todas las del reino.  En mayo de 1834 se componía de 69 individuos residentes en la ciudad y 4 en distintos pueblos de la provincia: en la actualidad no hay mas que 40 socios residentes. Sociedad de seguros mutuos de incendios.  Fué establecida en el año de 1833, con el objeto que 'espresa el epígrafe.  Al asegurar un edificio se paga 1/2 por 100 de la cantidad en que se ha tasado sin volver á satisfacer ninguna otra hasta que ocurre algún incendio, que valuado se hace un reparto proporcional sobre el total de capitales asegurados.  Desde el citado año de 1833 han ocurrido solamente 2 incendios encasas aseguradas y otros dos en otras que no lo estaban.Sociedad de socorros mutuos.  Reunidos; varios artesanos de la ciudad de Rurgos con objeto de establecer la sociedad arruta espresada, previo el permiso competente, celebraron una junta el dia 18 de abril de 18 W , en la que presentó y leyó Don Francisco Munarriz un reglamento que pudiera servir de base y estatuto á dicha sociedad ; en seguida se propuso nombrar quien ia presidiese y efectuado fueron elegidos por unanimidad de votos D. Casimiro del Pino, presidente; D. Ildefonso Valdivielso y I).  Bernardo Carbonell, vocales; y D. José Di¿iz, secretario: se dio principio á discutir los capítulos que contenía el citado reglamento, y habiendo propuesto el presidente seria mas breve lo verificase una comisión, arreglándose álas circunstancias y haberes de artesanos, accedieron los concurrentes y se nombraron, ademas de los que componían lamosa, al misjnq D. Francisco Munarriz, D. Boque Iglesias, D. Mateo Ortiz , D. Nicolás Sarasua y D. Gregorio Moneo.  Reunida la comisión en los dias consecutivos, examinó, discutió y arregló las bases, formando los estatutos que debían regir esla sociedad, convocó á los presuntos socios para el dia 2 de mayo del mismo año en una de las salas consistoriales y les dio cuenta de sus tareas ; y leido el reglamento detenidamente fué aprobado por la mayoría, que acordó elevarle ala Regencia del Reino.  Pero existiendo en el gefe superior político de la provincia  Las facultades necesarias para aprobar dicha asociación , asi como también sus estatutos, sin otros requisitos que los de la presentación de eslos para su examen, les concedió la autorización (pie solicitaban para plantearla, y en su virtud se procedió á su establecimiento , (pie tuvo lugar el dia 20 de mayo del referido año de 1841.  El objeto de la sociedad deque se hace mérito cs proporcionar medios de subsistencia á los socios que se imposibiliten absoluta y perpetuamente para egercer su oficio; á las viudas de los que fallezcan y socorrer á los que lleguen á la edad que marca su reglamento.  Las acciones que pueden tomar los socios hasta la edad de 40 años y las cuotas (pie al inscribirse satisfacen,... (VER MÁS EN ORIGINAL)




    ANUNCIE SU EMPRESA O NEOGOCIO EN ESTA FICHA. COLABORE CON EL MADOZ



    Alojamientos baratos en .



    Residencias de ancianos en .

    Busque datos complementarios al catastro o al registro civil. MOLINOS, CASTILLOS, CASERÍOS, ALQUERÍAS, YACIMIENTOS ARQUEOLÓGICOS, CEMENTERIOS, MANANTIALES, ETC... El Diccionario Madoz resulta imprescindible para cualquier trabajo sobre historia de la fiscalidad, los impuestos o la contabilidad pública en España. Otra de sus utilidads principales es la búsqueda de las parroquias a que pertenece cada localoidad, pues en ellas se guardan los registros de bautismo, imprescindibles para la solicitud de la nacionalidad, ya que a menudo son los únicos docimentos que aún pueden encontrarse para acreditar los orígenes españoles de un ancestro.
    visitas


    >



    Publicidad

     
    ©2009 Cheapholidaysinspain.com. Abracadata y Cumbres Borrascosas * C/ Las Eras 8, 24369 Valbuena de la Encomienda, León
    Historia de todos los pueblos de España. Censo, padrón y datos de 1845. Censo rústico y fiscal.